ATLETISMO

Hortelano: "Si Bolt está a mi lado en Río, intentaré ganarle"

El campeón europeo de 200 metros regresó de Amsterdam y fue recibido apoteósicamente en el aeropuerto de Barajas. "No me lo esperaba".

Madrid
0
Hortelano: "Si Bolt está a mi lado en Río, intentaré ganarle"
FELIPE SEVILLANO

"Quién llega en el avión, que hay tantas cámaras de televisión?" Pregunta de una señora que pasaba por allí, de un par de niñas asombradas, de otra señora no menos asombrada. "Viene la Selección de atletismo que ha competido en Amsterdam,". "¡Ah, esa de las medallas y del chico que es tan rápido". Si, esos. ¿Viene Ruth Beitia?", apunta un señor con una maleta. "No la he visto en el avión, a esa chica tan alta". No, no viene. Ya vino.

El chico rápido es, lógicamente, Bruno Hortelano, asediado por decenas de periodistas, armados con cámaras y grabadoras y, los más clásicos, con libretas y bolígrafo. "No me esperaba esto, no creía que iba a haber un recibimiento así, ni de lejos. Pero me alegro. Es bueno para el atletismo". Policías y guardias del aeropuerto exigen a todos, antes de que llegue, que se concentren al otro lado de la barra de hierro que separa a los que desembarcan de los que les esperan. Aplausos ensordecedores cuando Bruno, campeón europeo de 200 metros en Amsterdam, aparece con sus maletas. "Ya le he dicho que se preparase, que iba a sudar", apuntó antes Ramón Cid, director técnico de la Federación Española.

Bruno se fotografía con todo aquel que quiere estar a su lado, coge en brazos a niños a los que sus madres le toman fotos y le dicen: "Cariño, este chico es un campeón". El español nacido en Australia, hijo de vasca y catalana, sonríe y sonría.

Un nuevo horizonte se ha abierto para la velocidad española. ¿Qué pasará en Río se se encuentra isted al lado de Usain Bolt? "Pues voy a hacer mi carrera y a intentar ganarle. No distingo entre mis rivales. Si estoy a su lado voy a por todas". Los atletas negros dominan la velocidad, pero Bruno no le da mucha importancia a la pigmentación de la piel: "¿Blancos o negros? Me da igual, yo siempre intento ganar".

Y se muestra muy ambicioso: "Puedo bajar de diez segundos en los 100 metros y de veinte en los 200. ¿Por qué no? No le impresiona que en la historia sólo haya habido un atleta blanco capaz de romper esa barrera. Se lo sabe, lógicamente, de memoria: "El francés Christophe Lemaitre. Nunca he corrido contra él y me hubiera gustado hacerlo en Amsterdam, pero él estaba lesionado...".

Y dentro de un mes y un día, los Juegos en Río. Bruno es un científico, que estudió en la Universidad de Cornell, fabricante de premios Nobel. "El zika no me da cosa, pero sí me preocupa. Me protegeré. La verdad es que es un problema".

Y siguieron las fotos, los autógrafos, las muestras de admiración. Los policñias y guardías vigilando, pero sin alarma ninguna. Los curiosos que preguntaban. Bruno Hortelano, la nueva estrella de atletismo español.