EEUU bate a Serbia en una gran final y gana su primera Liga Mundial

EEUU bate a Serbia en una gran final y gana su primera Liga Mundial

EEUU se proclama por primera vez en su historia campeona de la Liga Mundial, rompiendo el reinado de Brasil, campeona los últimos cinco años.

La selección de Estados Unidos se proclamó por primera vez campeona de la Liga Mundial de voleibol, tras vencer en una emocionante final a la de Serbia por 3-1 (26-24, 23-25, 25-23 y 25-22) en una hora y 54 minutos.

El oro conseguido el domingo en el gimnasio Maracanazinho de Río de Janeiro confirma la progresión de la selección estadounidense como una de las más potentes del voleibol mundial, tras haber conseguido el bronce el año pasado en Polonia.

Con dos plantillas formadas exclusivamente por jugadores que militan en el exterior y con dos entrenadores foráneos, Estados Unidos y Serbia demostraron a lo largo de una intensa final que si llegaron allí, no fue por casualidad.

En el primer set, ambas selecciones ofrecieron un enorme espectáculo en la pista, digno de dos de las mejores del mundo y que finalmente se decidió a favor del lado norteamericano.

Los de Hugh McCutcheon empezaron muy fuertes y pronto consiguieron las primeras ventajas en el marcador (1-5), aunque Ivan Miljkovic, de lejos el mejor jugador serbio en el torneo, empezó a tirar del carro y logró poner a su equipo por delante (8-7).

McCutcheon pidió un tiempo muerto para frenar la reacción balcánica y lo consiguió, porque Estados Unidos llegó al intermedio con un 12-16 favorable.

Pero los serbios, lejos de rendirse, lograron empatar de nuevo a 18 y llegaron a los puntos decisivos igualados, aunque entre Priddy y Riley, los mejores de su equipo, terminaron decantando la balanza en favor de Estados Unidos ante una Serbia que perdía el primer set en todo el torneo.

En el segundo parcial, Estados Unidos también tomó la iniciativa al principio (10-13), hasta que Miljkovic, Janic y Grbic lograron equilibrar el partido y entrar en la veintena de puntos con empate en el marcador.

Serbia esta vez no se dejó llevar por la presión y pudo controlar los bloqueos y servicios rivales para ganar el parcial por un ajustado 25-23.

En la tercera manga, nuevamente Estados Unidos lideró los primeros puntos (2-5), aunque Serbia, gracias a su buena defensa y los puntos de Miljkovic, logró dar la vuelta al marcador justo para llegar al parón técnico con un punto de ventaja (16-15).

De nuevo, se entró en el tramo final en una absoluta igualdad (20-20), aunque esta vez la veteranía de Estados Unidos y su buena defensa neutralizaron el potente ataque serbio para llegar primero a los 25 puntos (25-23).

En el cuarto set, Serbia salió a por todas nuevamente y fue liderando el marcador en la mayor parte del tiempo (5-2, 10-6 y 16-13), hasta que, poco a poco, los norteamericanos hicieron gala nuevamente de una excelente defensa para colocarse por delante por primera vez con el 20-21.

Serbia no supo como superar la impenetrable pared que formaron los americanos en la red y vio como su rival, tras el empate a 22, encadenaba tres puntos seguidos que le llevaron a la gloria.

De nada le valió a los balcánicos -la más joven de todas las selecciones participantes- una nueva excelente actuación de Ivan Maljkovic (28 puntos), porque entre la veteranía de los estadounidenses y su mejor jugador, William Priddy (21 puntos), terminaron llevando la Liga Mundial a los Estados Unidos por primera vez.