TOKIO 2020

El sueño de Luis Mosquera con su segunda medalla olímpica

"Más que una tendencia, quiero dejar el legado de que los sueños se pueden cumplir", asegura el pesista de 26 años después de su Plata en Tokio 2020.

0

"Esperemos que en Juegos Olímpicos podamos estar al ciento por ciento", dijo Luis Javier en 2019 cuando quedó campeón del Grand Prix de Pesas que se realizó en Perú. El colombiano es el reflejo de todos esos deportistas que ratifican lo que decía el gran Muhammad Ali, "no cuentes los días, haz que los días cuenten", y así fue como Mosquera logró pararse por primera vez en un podio olímpico, pese a que en 2016 también había conseguido una medalla, aunque después del doping que se le confirmó a Izzat Artykov. Cuatro años después la vive de manera especial.

"Muchas veces la disciplina le gana al talento", contundente frase de Luis Javier que sella el trabajo de muchos años para llegar a un lugar que solo quienes se han parado allí saben lo que significa y por eso la emotividad del colombiano al lograrlo por primera vez ya que antes no se sentía medallista olímpico por lo ocurrido en Río 2016.  

"Varias veces sentí que no era medallista olímpico porque no había vivido eso (subirse a un podio), pero ahorita lo logré y no hay palabras para expresarlo, porque es un esfuerzo de muchos años que se está viendo reflejado ahorita, incluso se me aguaron los ojos porque la luché mucho", sentenció el colombiano que con hechos siempre demostró su disciplina como lo hizo en este video que publicó en 2017.

Mosquera, su legado y un sueño cumplido para su papá

Luis Javier tuvo seis minutos para decirle a Colombia y al mundo que no le interesa ser una tendencia en redes sociales. "Más que una tendencia, quiero dejar el legado de que los sueños si se pueden cumplir, siempre y cuando creas en Dios y en tu talento. A todos esos niños que vienen atrás como yo un día lo hice que veía a Mariana Pajón, Caterine Ibarguen, Diego Salazar, Óscar Figueroa, yo decía que algún día iba a lograr mi sueño olímpico y ustedes también lo pueden lograr".

Además, aseguró que su padre estaría orgulloso de ver en lo que se ha convertido su hijo, un sueño que desafortunadamente no le pudo cumplir en vida a don José Navarino Mosquera, quien falleció en 2015 por una infección pulmonar, pero que hoy lo motiva para seguir adelante.

"Me considero una persona muy enfocada en lo que quiero y ese legado lo tengo desde mi papá, la verdad que si él estuviera vivo estaría muy orgulloso de ver en lo que me convertí. Él tenía el sueño de que yo fuera a Juegos Olímpicos y le di dos medallas, si yo lo logré, muchos niños, jóvenes e incluso deportistas que están supuestamente viejos lo pueden lograr".

Mosquera también se refirió a las dificultades que tuvo la delegación de pesas del país para llegar a Tokio. "Siempre me quedé callado, no me gusta la polémica ni hablar de los demás, me sentí atacado por muchos colombianos, pero así es esto. Así es la vida. Estaba enfocado en conseguir la medalla, pero desafortunadamente mis compañeros no pudieron venir. Si ellos hubieran estado le hubieran dado muchas alegrías más al país".