NewslettersRegístrateAPP
españaESPAÑAargentinaARGENTINAchileCHILEcolombiaCOLOMBIAusaUSAméxicoMÉXICOperúPERÚusa latinoUSA LATINOaméricaAMÉRICA

IBIZA

“Tenemos que generar ilusión con fútbol y resultados”

Miguel Ángel Gómez, nuevo director deportivo del Ibiza, repasa para el diario AS sus primeros meses en el cargo. Confía en generar ilusión en la afición del equipo balear.

Actualizado a
“Tenemos que generar ilusión con fútbol y resultados”
UD IBIZA

Miguel Ángel Gómez Benítez (Sevilla, 31 de mayo de 1975) repasa para el diario As sus primeros meses en la dirección deportiva de la UD Ibiza. El andaluz (sevillano de nacimiento, pero cordobés de sentimiento por sus raíces de Hinojosa del Duque) espera que la afición se sienta orgullosa del equipo ibicenco, que entrena un Javi Baraja que se estrena como primer preparador en Segunda. “Tengo mucha confianza en él”, declara Gómez.

¿Qué balance hace de sus primeros meses como director deportivo de la UD Ibiza?

Es un análisis ilusionante. Veo mucha gente en el club con muchas granas de crecer. Hay una estructura directiva muy implicada en el día a día, y eso es muy importante para dar pasos y avanzar. Estoy conociéndolo todo: estructura, instalaciones, cómo se gestiona también con el ayuntamiento todo y luego, por supuesto, la parte deportiva, que para mí es la más conocida.

¿El club es como esperaba?

Amadeo [Salvo, el presidente] fue muy claro en eso, en las entrevistas. Obviamente, cuando uno va a un sitio también indaga, pregunta y va viendo todo. Es, exactamente, un club en crecimiento, que va muy rápido en el crecimiento deportivo. Ahora se tiene que dar un paso adelante en los cimientos como empresa deportiva.

¿Cómo es trabajar con Amadeo Salvo, presidente exigente donde los haya?

Viene el primero y se va el último. Es una persona intensa, muy constante y súper trabajador. Da gusto trabajar al lado de él porque ves que es una persona que no es sólo que arrime el hombro, sino que hasta en muchos momentos tira de ti. A mí eso es algo que me gusta. Me gusta que el líder de la empresa esté, y que arrime el hombro en todo momento y arrastre a unos y a otros.

En el apartado deportivo, ¿han fichado hasta ahora todo lo que han querido?

En los mercados de fichajes siempre hay cosas que tú las quieres y no pueden llegar, y otras que no pensabas que podían venir y vienen. Estamos satisfechos por cómo está yendo. Quizás las salidas… Todos los clubes están súper atascados con las salidas y, bueno, nosotros tenemos algunas que queremos que se den. Hay que esperar que el mercado se agilice. Las salidas dependen de la agilidad del mercado o de tu capacidad financiera para resolver la situación rápido.

Se ha hablado ya claramente de la de Raúl Sánchez. ¿Alguna más que se pueda desvelar?

Hay situaciones, pero nos gusta llevarlo en privado con ellos y con sus agentes. Con Raúl ya hablamos, pero hay algún jugador más que sabe que va a tenerlo complicado aquí. Sí, hay dos o tres futbolistas que saben que tienen que salir.

¿Hay alguno que se esperaba que saliera, pero dado el rendimiento ofrecido en pretemporada se puede quedar?

Sí. Está claro que al final el fútbol no entiende de pasado. Es algo que repetía mucho en el Valladolid porque lo aprendí en el Sevilla. En el Sevilla había ganado una UEFA y la afición te estaba matando en la segunda jornada de Liga porque habías perdido. El pasado está muy bien, pero se tienen que centrar en el presente. Hay algunos jugadores que venían con un buen pasado, pero se tienen que ganar su futuro. Y hay otros que parece que por el pasado no iban a funcionar y se están ganando seguir. No seguir, sino que les demos más.

¿Qué es lo que falta o se está buscando para la plantilla?

Tenemos claro que hay que traer un extremo izquierdo y quizás en la zona medular incorporar algo más. Algo en el eje central, pero ya veremos qué hacemos.

Se han escuchado rumores sobre ofertas por Sergio Castel. ¿Se queda en el Ibiza?

Sergio Castel se queda. A día de hoy, se queda.

¿Cómo está la posibilidad del regreso de Bogusz?

Bogusz sabe que queremos que venga. Amadeo ha hablado con el presidente del Leeds y con Víctor Orta [el director deportivo]. El chico creo que tiene ganas de venir, pero está en manos de las conversaciones entre clubes. Mientras no se anuncie que ha firmado con otro equipo es factible.

En el caso de Javi Pérez se ha hablado de una baja médica, pero ¿está fuera o dentro del club?

Es un tema que llevan nuestros abogados, ya hemos hablado mucho sobre ello. Javi tiene una baja médica y ya está. Y cuando uno está de baja médica, pues está en su casa recuperándose. No hay más. No vamos a comentar. Si tú llamas a Javi te va a decir lo mismo. Y cuando tenga su alta médica, pues estará en el club.

Hay aficionados que piensan que hasta ahora han llegado futbolistas muy jóvenes y con poco bagaje o ninguno en la categoría. ¿Qué opina de esto?

Es normal. Cuando yo estaba en el Sevilla, o en el Valladolid, y preguntaban por Toni Villa, por Brian Gil, o por Salisu pasaba lo mismo. Siempre pongo el ejemplo de Salisu. Yo llegué al 31 de agosto pidiéndole a muchos directores deportivos, de Segunda División, que confiaran en mí y lo tuvieran cedido. Todos decían que no tenía experiencia en Segunda y no valía. Y esa misma temporada se vende por 13 millones de euros. ¿Entiendes? La clave está en que el jugador tenga lo que nosotros pensamos que tiene que tener para jugar en Segunda. Y que su entrenador lo trabaje. Me da igual que tenga 36 años o tenga 18. Pero yo al de 18 no lo voy a taponar por el miedo a que no tiene experiencia. Por esa razón se han rechazado muchísimos jugadores.

¿Qué tiene que tener un futbolista para jugar en Segunda?

Los recursos técnicos que nosotros pensamos que son útiles y, por supuesto, muchísimas ganas. Pero tenemos que pensar que tiene nivel para estar en Segunda División o más. En el fútbol actual hay un tapón muy grande porque hay jugadores jóvenes que están intentando hacerse un hueco, pero están taponados porque los jugadores veteranos cada vez se retiran más tarde. Son más profesionales, entrenan más y ponen más medios para no retirarse temprano. Y pensamos que ahí hay un mercado de jugadores a los que podemos acceder a un bajo coste. También es muy importante tener en cuenta el coste salarial de cada uno. Los años no te aseguran que te vayan a dar el rendimiento. Te lo asegura la personalidad del jugador. Evidentemente, los años, con personalidad, ayuda a que te den mucho más. Ante la duda, nosotros creemos que hay que apostar por jugadores con talento.

Esta circunstancia se traslada también al entrenador, a Javi Baraja, que se estrena en Segunda como primer técnico…

Se trata de intentar ir buscando personas para el perfil que nos marcó el consejo de administración. Nos marcó un perfil de entrenador de club, trabajador, que le guste trabajar con gente joven, que sea buen gestor y que tenga talento. Nosotros pensamos que ese es Javi. Ha pasado entrevistas con toda la estructura ejecutiva y Amadeo está súper ilusionado con él. Es una decisión del club entera. Hay entrenadores que se merecen una oportunidad. Es lo que a nosotros nos hacía ilusión. Tengo mucha confianza en él. Sé de sus capacidades y espero que salga todo bien.

¿Cómo ve que se están reforzando el resto de clubes de Segunda?

Veo que hay algunos equipos que están llorando mucho por el tema del tope salarial; y tienen casi cuatro millones de euros más que yo. No te quiero hablar de clubes en concreto. Es verdad que no existen esas grandísimas distancias como en Primera, pero hay tres descendidos que tienen un tope salarial muy alto; luego hay otros cuatro equipos que rondan los diez, once o nueve millones de euros y luego estamos los demás. Creo que andamos en desventaja a la hora de captar a jugadores por nivel salarial, y es por eso, quizá, una de las razones por las que vamos a estar convencidos de los jugadores. Y si el jugador es joven, lo firmamos joven. Muchas veces lo que pagas es el currículum. Al final, un jugador con currículum tiene un coste que a lo mejor nosotros no podemos asumir. Yo creo que tengo jugadores que son tan buenos como esos pero que tienen que hacerse con su nombre. Es cuestión de filosofía. Y el club también quiere generar activos. Para mí, Shashoua y Morante son dos activos. Son dos jugadores jóvenes, con talento, y de esta forma estás trabajando también en el futuro. Al final, los clubes crecen haciendo buenas temporadas, generando activo y vendiendo. De eso se trata.

¿Es el caso también de Suleiman Camara?

A Suli no hay que meterle presión. Tiene todavía muchas cosas que aprender y hacer. No tiene que echarse el peso del equipo encima, pero veíamos que tenía unas condiciones y que era el momento de apostar. Era un jugador que estaba libre, peleábamos con varios clubes, incluido el suyo [el Girona], y lo conseguimos. La mejor forma de ayudarle es no meterle presión. La tienen que asumir los veteranos. Los Goldar, los Juan Ibiza, los Pape Diop, Escobar, Fran Grima… La gente dice: ‘es que estás firmando a gente joven’ Pero ya hay, del año anterior, gente con poso y veteranía.

¿Se espera algún fichaje bomba?

La sorpresa de ese jugador que tiene un caché que la UD Ibiza no puede asumir es algo que sólo se dará en los últimos cuatro días del mercado. Cuando haya equipos de Primera, en España o resto de Europa, y que pueda saltar una operación que te digan: ‘te lo pago todo’.

¿Se busca eso?

No, pero estamos abiertos a cualquier situación que se pueda dar.

¿Qué le ha parecido la imagen del equipo esta pretemporada?

Cuando hay un cambio de entrenador siempre cuesta mucho adaptarse. Tengo que reconocer que esta plantilla, a nivel humano, merece mucho la pena. La adaptación al entrenador ha sido súper rápida. Hay ‘feeling’. Hay buena conexión entre el vestuario y el cuerpo técnico. Hemos ido de menos a más porque teníamos muy claro que la Segunda División es muy larga. A nivel físico es importante no arriesgar ahora. Ya habrá momentos donde haya que forzar. Hemos ido despacio, sabiendo que los partidos iban a generar dudas, por rendimiento y por todo, porque los técnicos tenían a poca gente. Pero para eso también están los chavales de la cantera, y así darle también un mensajito a ellos, de que estamos aquí y los miramos. Conforme hemos ido recuperando activos ya se ha visto que el rendimiento es otro. Incluso esos activos todavía no están al cien por cien, sino al cincuenta.

¿Qué espera del partido contra el Mallorca?

Un ambiente muy bonito. Me han dicho que es un partido peculiar, atractivo y que a la gente le gusta. El Mallorca también ha puesto muchas facilidades para que se pudiera dar.

¿Y que le está pareciendo la respuesta de la afición en la retirada de abonos?

A la gente la tenemos que motivar nosotros. Si hacemos un buen comienzo, pues cada vez habrá más. Al socio y al simpatizante hay que respetarlos. Nosotros somos los que les tenemos que transmitir esa ilusión. Tenemos que generar ilusión con fútbol y resultados.

Vaya inicio de Liga, por cierto: Granada, Ponferradina, Alavés, Huesca…

Es un comienzo fuerte, pero nos tenemos que enfrentar a todos. Cualquiera de los equipos, inicialmente, te impone mucho respeto. Es lo que toca. Hay que ganarles y no hay que darle más vueltas.

¿Con qué porcentaje de acoplamiento cree que llegará el equipo al estreno liguero frente al Granada?

Desde el momento en el que el mercado de fichajes está abierto, con jugadores que están entrando y saliendo, como máximo llegas a un 70 por ciento. Porque también están las cabezas. Hay jugadores que la tienen fuera, otros que la tienen dentro, pero están pensando en lo de fuera, otros que los llaman… Entonces, a un 65 o 70%.

¿Qué se puede esperar del equipo esta temporada o con qué quedaría colmado el director deportivo?

Yo en eso soy resultadista. A mí me gusta crecer. El objetivo es consolidar al equipo en la categoría y que vaya creciendo poco a poco. Me gustaría que la gente se sintiese orgullosa del estilo de su equipo. Que sea un equipo que nunca dé su brazo a torcer, que siempre se levante, aunque empiece mal… Que sea un equipo del que la gente se sienta orgullosa incluso aunque se pierda. Y luego, obviamente, espero que consiga consolidarse en la categoría porque es muy importante para la isla y para el club que tengamos al equipo en el fútbol profesional. Y a partir de ahí, mejorar en todo lo que se pueda. Espero que cada uno dé un poquito más.

¿Hablar de cotas mayores, como ‘play-off’ es aconsejable?

Creo que es irreal. Es algo que nosotros no tenemos que alimentar. Debemos ir partido a partido. Nuestro primer objetivo es ganarle al Granada. Cuando acabe ese encuentro, acabe como acabe, el siguiente es la Ponferradina, luego el Alavés… Ese ruido exterior no es algo que dependa de nosotros.

Normas

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión. ¿Olvidaste la contraseña?