NewslettersRegístrateAPP
españaESPAÑAchileCHILEcolombiaCOLOMBIAusaUSAméxicoMÉXICOusa latinoUSA LATINOaméricaAMÉRICA
Sevilla SEV
1
Isaac Romero 14'
Finalizado

SEVILLA 1 - ATLÉTICO 0

El Sevilla toma aire, el Atleti lo pierde

Un gol de Isaac Romero decide el partido para los de Quique con multitud de ocasiones de los rojiblancos y paradas milagro de Oblak. Preocupación por la rodilla de Morata, que se fue llorando y entre gestos de dolor.

Actualizado a

Febrero ha caído sobre el Atleti como un lunes perpetuo que atasca los goles como la M-30 los coches cada mañana. Un lunes como el que el Sevilla hizo del Pizjuán para que otro estadio ajeno le volviese a caer a los rojiblancos encima esta temporada. Van seis de doce, demasiados. Necesitados ambos equipos de oxígeno, prevaleció el que lo necesita para sobrevivir. Un Sevilla que tiene a Isaac para agarrarse a la vida mientras el Cholo se queda, y preocupa, sin Morata.

Simeone había comenzado el duelo con una sorpresa (Paulista, titular por primera vez) y una confirmación: futbolista no hay descanso, se hace descanso al andar. Sin más rotaciones, su centro del campo con Barrios-Koke-De Paul, y su delantera titularísima, Griezmann-Morata. Quique salía con el plan de caminar por el partido con los zapatos de Vallecas. Esa victoria que dio al Sevilla un chute de oxígeno puro para huir de abajo. Acuña, de tercer central, Ocampos, en el carril y Óliver, en lugar de Agoumé. Y en punta, Isaac, el chico que ha llegado para quedarse, con sus ganas y energía para que el Sevilla escape de una vez de todos los últimos tiempos espesos. Su bota es un caudal. Luis de la Fuente, el seleccionador, oteaba en el palco.

Los dos equipos avisaron pronto. Que este sería un partido intenso, de ida y vuelta y de pistoleros con gatillo fácil. Remató Morata en el segundo minuto alto y respondió Navas con una volea que atrapó Oblak como su propia foto al partido: esta sería una de esas tardes de antaño, atadas a los milagros de sus guantes. Porque en esa intensidad hay grados y el Atleti jugaba y se gustaba, pero sin mancharse la camiseta de barro. Al Sevilla, mientras, se le iba la vida en cada lance, disputa, con trozos de alma derramados en cada pelota. Quemaba y se lanzaba hacia Oblak, amenazante a la contra y por alto. Mientras Morata encadenaba disparos que siempre terminaban con el banderín en alto, Oblak andaba ocupado. Sacó de puño ante Ramos y con milagro con una mano por bajo ante Acuña. Fue a la tercera cuando Isaac le rompió el cántaro encima. Acuña botaba un córner, Ocampos lo peinaba e Isaac se lanzaba a cabecearlo en el segundo palo mientras el Atleti perseguía musarañas. Koke, mal en el marcaje, acabó estampado en la madera.

La caída de Morata

Una madera con la que Morata se topaba en la jugada siguiente tras cabecear un centro de Hermoso. La acción la había anulado el banderín aunque, si hubiese entrado y, por tanto, trazado líneas, quizá media rodilla lo hubiera validado. Se encadenaron las ocasiones. Una rasa de Lino no acabó en la red por poco. El Sevilla, sembrando pólvora en cada internada. Pero una vez Isaac se topó con Oblak y otra con el larguero. Morata caía ante Acuña en lo que parecía penalti, aunque el árbitro no pitara y el VAR no corrigiera. El partido trituraba los años de Koke y Witsel, pasaba por encima de un desconocido De Paul y el ácido láctico ahoga todo el talento de Grizi. Fue después de que Nyland le desarbolara a Morata un mano a mano con el pie, que el domingo se hizo de verdad lunes para el Atleti con un peso mucho mayor que el 1-0 sobre su cabeza. Morata saltaba en una acción con Soumaré y su rodilla hacía un extraño en el aire. Morata que cae y no se mueve. Morata que llora. Morata que se va con Celada, el médico, y Gorka, el enfermero, a cada lado, como si fuesen muletas. Morata, entre gestos de dolor mientras manipulan su rodilla. Luis de la Fuente dejó de mirar a la hierba, ya solo atento al teléfono.

Lesión de Morata
Ampliar
Morata cayó al suelo entre evidentes gestos de dolor tras un encontronazo con Soumaré. Salió cojeando del campo acompañado por el doctor Celada que le realizó una primera exploración en el banquillo. A la espera de un examen más exhaustivo, el rojiblanco ha dejado el Sevilla-Atlético con la rodilla derecha dañada y muy malas sensaciones.MIGUEL MORENATTIDIARIO AS

El Atleti regresó con dos cambios: Memphis por Morata y Nahuel por Barrios. Navas, bajo palos, evitaba un gol de Grizi cuyo rechace caía en Memphis, pero el día estaba que no y la pelota se iba fuera. El partido iba y venía entre polémicas, protestas y caídas como esa de Isaac ante Nahuel que el Sevilla reclamó penalti. El Atleti llegaba pero el domingo seguía siendo lunes para los del Cholo. Suso y Juanlu insuflaron energía y el Atleti siguió enredado como la bota de Grizi, al que alcanzar el récord de Luis ha sido lo del pelo de Sansón con empacho de minutos. No hubo más goles. El Atleti, que ya perdió la Liga fuera, vuelve a enredarse lejos del Metropolitano, con lo difícil que parece este año la Champions. En un febrero en el que llega el Inter y el Sevilla se aleja del descenso.

Sevilla

Cambios

Memphis Depay (45', Álvaro Morata), Nahuel Molina (45', Pablo Barrios), Ángel Correa (59', Koke), Suso (63', Óliver Torres), Juanlu Sánchez (63', Jesús Navas), Reinildo (65', Axel Witsel), Érik Lamela (77', Isaac Romero), Rodrigo Riquelme (83', Samuel Lino), Joan Jordán (87', Djibril Sow), Adrià Pedrosa (87', Youssef En-Nesyri)

Goles

1-0, 14': Isaac Romero

Tarjetas

Arbitro: Javier Iglesias Villanueva
Arbitro VAR: Alejandro Muñiz Ruiz, Pau Cebrián Devís
Witsel (25',Amarilla) Suso (69',Amarilla) En-Nesyri (76',Amarilla)

Clasificación
Clasificación PT PJ PG PE PP
13 25 24 6 7 11
14 24 24 5 9 10
15 23 24 5 8 11
16 23 24 4 11 9
17 20 24 4 8 12
Clasificación PT PJ PG PE PP
2 56 24 17 5 2
3 51 24 15 6 3
4 48 24 15 3 6
5 46 24 13 7 4
6 38 24 9 11 4
Normas