NewslettersRegístrateAPP
españaESPAÑAargentinaARGENTINAchileCHILEcolombiaCOLOMBIAusaUSAméxicoMÉXICOperúPERÚusa latinoUSA LATINOaméricaAMÉRICA

ATLÉTICO

João Félix, tres años de espera

El 3 de julio de 2019 el Atlético anunciaba el fichaje más caro de su historia: 127 millones por el portugués. Calidad indudable, necesita más regularidad.

Actualizado a
João Félix, en la 2021-22 con el Atlético. Se cumplen tres años de su fichaje por el club rojiblanco.
SERGIO PEREZREUTERS

Tal día como hoy de hace tres años, el Atlético de Madrid anunciaba el fichaje más caro de su historia: desembolsaba 127 millones de euros por un futbolista que sólo llevaba seis meses en Primera, en el Benfica. Pero qué seis meses. Porque la destitución de Rui Vitoria en enero de 2018 había precipitado la explosión de ese chaval llamado João Félix (22 años hoy) que ya se había hecho un hueco en el filial tras formar parte del equipo Sub-17 portugués que se proclamó campeón de Europa, los chicos del 99. Su irrupción en el primer equipo del Benfica con Bruno Lage llenaron de galones y oropeles sus botas.

João Félix en el Museo del Prado en el anuncio de su fichaje por el Atlético en 2019.
Ampliar
João Félix en el Museo del Prado en el anuncio de su fichaje por el Atlético en 2019.AlexMarinEFE

Se convirtió en el mejor futbolista del equipo, tan joven, 20 goles y 11 asistencias en 43 partidos y una libertad de movimientos como segundo punta que generaba ocasiones de gol a partir de su permanente dinamismo. Era 3 de julio de 2019 cuando, desde el corazón del Museo del Prado, el club rojiblanco le ponía campanillas a uno de esos fichajes que sólo los grandes pueden hacer: un futbolista diferencial, llamado a marcar la siguiente década del fútbol europeo. Pero tres años después, en parte, se le sigue esperando. Aunque también es verdad que cada vez menos.

Lesiones, quirófano, rivales...

La primera temporada fue de adaptación, la segunda, del lastre del dolor en el tobillo. La tercera, la pasada, fue la mejor, donde con regularidad y confianza, el portugués dio su mejor versión, pero volvió a caer lesionado cuando asomaba el final. Tres años después y después de certificar con palabras que su cabeza sólo está en el Atlético. “Una salida del Atlético no está sobre la mesa. Estoy bien y concentrado en el Atlético. Estoy tranquilo sobre el futuro, consciente de lo que puedo hacer y estoy bien conmigo mismo”, declaró la semana pasada. ¿A la cuarta va la vencida? Debe ser.

En un mercado marcado por la falta de liquidez para incorporar a grandes estrellas, el Cholo Simeone puede tener en su plantel la solución a sus problemas: la pareja Griezmann-João Félix. Con nadie mejor que con el francés ha combinado el portugués, llamado a abandonar de una vez la irregularidad, esas malditas lesiones que no le han dejado abrazarla e instalarse de verdad en el status con el que llegó al Atlético: el de estrella. Y que tres años después sí, que llegue ese artista cuyo fútbol sólo puede compararse con lo que guarda el Museo del Prado: puro arte.

Normas

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión. ¿Olvidaste la contraseña?