NewslettersRegístrateAPP
españaESPAÑAargentinaARGENTINAchileCHILEcolombiaCOLOMBIAusaUSAméxicoMÉXICOperúPERÚusa latinoUSA LATINOaméricaAMÉRICA

REAL MADRID

Ceballos se juega su futuro

El utrerano trabaja hasta en vacaciones para llegar a tope a la pretemporada. Con el Mundial en el horizonte, tener continuidad en el Madrid será clave para estar en Qatar. Debe decidir.

Actualizado a

Dani Ceballos acabó a tope el curso y así quiere empezar la pretemporada con el Real Madrid. “Trabajando duro en la montaña. Con muchas ganas de volver”, rezaba una publicación que el utrerano ha colgado en su cuenta de Instagram. Se le puede ver colina arriba en el Pico Veleta de Sierra Nevada, la cuarta cumbre más elevada de España con 3.396 metros, y aferrado al vértice de granito que corona una subida que, de hacerla completa, supera los 900 metros de desnivel. Ceballos es consciente que se juega su futuro y no quiere dejar nada al azar.

El centrocampista formará parte del primer grupo que está citado en Valdebebas el próximo 8 de julio para pasar los reconocimientos médicos postvacacionales (los que tuvieron compromisos internacionales irán incorporándose de manera escalonada) y, a tenor por la actividad mostrada, estará listo para ponerse en manos de Antonio Pintus y a las órdenes de Ancelotti. Será un verano fundamental para el futbolista de 25 años por el contexto en el que navega. Hay tres claves: rendimiento, competencia y el Mundial.

Crecimiento paulatino

La lesión en los Juegos, donde apuntaba a líder de los de Luis de la Fuente, aplazó su reestreno con el Madrid tras su doble cesión en el Arsenal. Lo que parecía una torcedura de tobillo derivó en una rotura completa de ligamento peroneo-astragalino anterior y peroneo-calcáneo en su pierna izquierda. Esto le dejó sin pretemporada y sin los primeros meses de competición. Reapareció en enero en Copa (Alcoyano) y picó piedra en los entrenamientos sin demasiada fortuna. “No ha jugado los minutos que merecía con sus entrenamientos. Es uno de los pocos que ha tenido menos de los que merecía”, llegó a reconocer un Ancelotti en abril.

Poco a poco se ganó continuidad y dejó buenas sensaciones en el tramo final de la temporada. Terminó el curso con 18 partidos y 338 minutos disputados, todos en poco más de cuatro meses y con grandes momentos, como sus dos titularidades ante Osasuna y el Espanyol. Tras la primera, Carletto señaló que “Ceballos fue el mejor del partido”; tras la segunda se cantó el alirón de la 35ª. “Ya he hablado con él, sabe bien lo que pienso, lo que piensa el club. Tiene que tomar la decisión mejor para él. Está todo muy claro para él. Si se queda, perfecto”, afirmó el técnico en mayo, cuando el futuro de Ceballos ya daba que hablar. La siguiente conversación, en Valdebebas, será crucial.

Competencia

Sin embargo, y a pesar de ir de menos a más, el rol que tiene el centrocampista no es el ideal para un jugador con el potencial y la ambición de Ceballos. Cuando se marchó al Arsenal lo hizo en busca de minutos (“quiero jugar 40 partidos al año”, dijo en su día) y en el Madrid están aún más complicados que el año pasado. Aurélien Tchouaméni es un cuerpo más en la sala de máquinas del equipo y, con el francés, son ya seis los centrocampistas que tiene por delante el de Utrera cuando la campaña arranque: Casemiro, Kroos, Modric, Valverde, Camavinga y el ex del Mónaco...

Escaparate

Con contrato hasta 2023, el Madrid no acostumbra a permitir que sus futbolistas salgan a coste cero si pueden evitarlo (Varane), de ahí que Ceballos afronte un verano decisivo. Sabe que su Betis bebe los vientos por él, pero las arcas verdiblancas no permiten ofrecer más de 3 millones por su fichaje, tal y como contó AS. La pretemporada, la cual arrancará como futbolista del Real Madrid, debe servirle para decidir. Pero también para mostrarse. Como decíamos, será de los primeros en volver al trabajo y ello le dará ventaja para los amistosos de la gira americana (Barça, América y Juventus: 23, 26 y 30 de julio, respectivamente) y, apurando, para la Supercopa de Europa ante el Eintracht (10 de agosto).

Ancelotti y Ceballos, cómplices tras ganar la Champions al Liverpool.
Ampliar
Ancelotti y Ceballos, cómplices tras ganar la Champions al Liverpool.DPA

Sus seis ‘rivales’ por los minutos se pondrán más tarde a las órdenes de Ancelotti (todos tuvieron compromisos internacionales tras la final de Champions) y eso convierte los partidos veraniegos en un escaparate sensacional para Ceballos. El Mundial empieza en noviembre y, con continuidad, puede formar parte de la lista de Luis Enrique. No obstante, fue el asturiano el que le hizo debutar con la absoluta en 2018 y en la Federación siempre ha sido uno de los nombres fuertes, categoría a categoría. Por ello, si finalmente decidiera salir del Madrid e intentar comprar papeletas para ir a Qatar, lucirse durante la pretemporada resultará fundamental. Ceballos se juega su futuro y trabaja para sentarse a la mesa con las mejores cartas posibles.

Normas

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión. ¿Olvidaste la contraseña?