NewslettersRegístrateAPP
españaESPAÑAchileCHILEcolombiaCOLOMBIAusaUSAméxicoMÉXICOusa latinoUSA LATINOaméricaAMÉRICA

SEVILLA 1 - REAL MADRID 1

1x1 del Real Madrid en el Pizjuán: un harakiri y dos debates

Alaba fue un mar de dudas en su regreso y Tchouameni reabrió el debate del pivote. Kepa debió hacer más en el gol... y Rodrygo continúa negado de cara a portería. El Clásico asoma.

Actualizado a

Tchouameni y Rodrygo, los más heridos. Y con diferencia. El primero firmó una de sus peores actuaciones de la temporada, inexistente en la salida de balón y muy descolocado en las marcas; mientras que el segundo continúa negado de cara al gol. Todo esto, en vísperas de Montjuïc, agita el avispero. Pero no será lo único. El autogol de Alaba evidencia un momento de muchas dudas en el austriaco... y deja tocado también a Kepa, que debió hacer más. Lo más positivo del Madrid, la primera media hora (notables Valverde y Bellingham, pero acabaron evaporándose) y el gol heroico de Carvajal.

Bellingham protesta sobre el césped del Pizjuán.
Ampliar
Bellingham protesta sobre el césped del Pizjuán.José Manuel VidalEFE

Titulares

Kepa: acarició su sexta portería a cero (séptima del equipo, si se sumase la de Lunin en San Mamés), pero un harakiri de Alaba hizo que quedara en nada. La cuestión es si podía hacer más para evitar el gol o no, porque la sensación es que sí, que un portero del Real Madrid debe sacar ese balón. Más allá de esa acción, el Sevilla llegó poco, pero cuando lo hizo, se topó con un muro. Las mejores paradas fueron un vuelo hacia la izquierda en la primera parte, providencial para despejar un misil de Ocampos y otro a la derecha, en la recta final, para salvar lo que habría sido el gol de Sergio Ramos. Esta última, impresionante. Nota: 4.

Carvajal: en ausencia de Nacho y Modric, lució el brazalete. Y ejerció como tal, liderando las protestas a De Burgos Bengoetxea en un partido al rojo vivo, arengando en los momentos delicados, siendo un jefe sin balón. Su primer momento milagroso llegó para despejar un zurdazo de Rakitic en la misma línea de gol, algo que habría supuesto el 0-1. Y su segundo, con un cabezazo impresionante en el primer poste que salvó un punto. Un golazo. Nota: 8.

Rüdiger: sobrevivió al riesgo de perderse el Clásico por quinta amarilla y esa es su mejor noticia. Sobre el verde, fue el central más sólido, aportando la calma que le faltó a Alaba. Rocoso, firme, notable. Además, se las tuvo con Sergio Ramos en varias ocasiones, un cara a cara del que saltaron más que chispas. Desde luego, ambos demostraron que no se achantan ante nadie. Nota: 6.

Sergio Ramos agarra a Rüdiger de los mofletes, durante la primera parte.
Ampliar
Sergio Ramos agarra a Rüdiger de los mofletes, durante la primera parte.CRISTINA QUICLERAFP

Alaba: ha vuelto de la lesión sin convencer, transmitiendo una sensación de inseguridad constante, llegando tarde a las marcas, blando a los choques y, para colmo, hundiéndose demasiado, lo que rompía la línea y dificultaba la salida de balón. No estuvo bien y eso, en vísperas de lo que viene, abre un debate. Acrecentado por el gran error de la noche: leyó mal un centro desde la izquierda y se marcó en propia con un rebote en la cadera. Un infortunio inexplicable. Y caro. Nota: 2.

Mendy (88′): como Alaba, irregular. No cometió errores de bulto, pero su imagen sigue muy lejos del mejor nivel. En líneas generales se mantiene como un buen defensor... y un jugador casi inexistente en ataque. Sinsabor. Nota: 4.

Tchouameni (67′): probablemente su peor partido del curso, errático y, sobre todo, descolocado. Una pérdida de la marca en la primera parte pudo costar el primer tanto, pero Sow no atinó en el derechazo. Llegaba tarde a las presiones y, en la salida de balón, Kroos tenía que hundirse para echarle un cable. Noche para olvidar, culminada por la decisión de Ancelotti de retirarlo antes de tiempo. Nota: 2

Tchouameni trata de robarle un balón a En-Nesyri yendo a ras de suelo.
Ampliar
Tchouameni trata de robarle un balón a En-Nesyri yendo a ras de suelo.CRISTINA QUICLERAFP

Valverde (67′): de más, a menos; algo previsible, teniendo en cuenta la fatiga que arrastraba del ‘Virus FIFA’. En la primera media hora fue un puñal, rompiendo por el costado diestro y firmando el que podría haber sido el primer gol (anulado por un fuera de juego previo de Bellingham). Cuajó un buen partido, pero acabó siendo invisible; sin fuerzas. Nota: 5.

Kroos: más seguro que Tchouameni y peligroso que Valverde. Fue el mejor del tridente del medio, manejando el compás del juego, transmitiendo calma y acelerando en las contras. Se mantiene a un buen nivel. Nota: 6.

Bellingham: también fue de más, a menos. Porque su arranque fue espectacular, liderando a un Madrid muy agresivo que encontraba en él un jugador indetectable. Bajaba a recibir y llegaba al área rival en cuestión de segundos. Un pie suyo impidió que el gol de Valverde subiera al marcador y una decisión incomprensible de De Burgos Bengoetxea (parando el partido tras un choque común) le privó de firmar el propio. Buen partido, en general, aunque pudo ver la roja en el descuento por una entrada durísima -e incomprensible-. Nota: 5.

Rodrygo (79′): sigue negado de cara a portería y herido de confianza. Demasiado introvertido. Participa muy poco, apenas dispara y cuando lo hace, no está atinado. Sigue muy lejos de su mejor versión, mucho. La posición no le favorece, pero debe hallar la forma de adaptarse a él, porque el dibujo no va a cambiar. Nota: 3.

Bellingham anima a Rodrygo, tras fallar una ocasión.
Ampliar
Bellingham anima a Rodrygo, tras fallar una ocasión.CRISTINA QUICLERAFP

Vinicius (88′): muy participativo, pero sin gol. La más clara la tuvo en una volea desde el punto de penalti que fue directo al muñeco. Su cara a cara con Jesús Navas fue trepidante (y polémico, por una caída del brasileño dentro del área, a empujón del andaluz, que pudo ser penalti). No encontró la pólvora y estuvo algo negado en los regates. Nota: 4.

Suplentes

Camavinga (67′): ejerció de pivote, en sustitución de Tchouameni y volvió a demostrar que en esa posición se siente mucho más cómodo que en el volante. El debate sobre si debe jugar él o su compatriota sigue latente. Nota: 5.

Modric (67′): entró al campo... y Carvajal fue corriendo a darle el brazalete de capitán, un gesto que habla por sí solo. En lo que está siendo un año complicado, el respeto que respira el vestuario por él es absoluto. Con él, el Madrid fue más creativo, seguro. Nota: 5.

Modric y Carvajal, en el Pizjuán.
Ampliar
Modric y Carvajal, en el Pizjuán.MARCELO DEL POZOREUTERS

Joselu (79′): entró nada más empatar Carvajal para empujar al Sevilla y buscar la remontada. Apenas tuvo ocasiones. Nota: s. c.

Fran García (88′): Ancelotti le introdujo en la recta final para dar oxígeno al lateral. Nota: s. c.

Brahim (88′): No tuvo margen de intervenir. Nota: s. c.

Sigue el canal de Diario AS en WhatsApp, donde encontrarás todas las claves deportivas del día.