NewslettersRegístrateAPP
españaESPAÑAargentinaARGENTINAchileCHILEcolombiaCOLOMBIAusaUSAméxicoMÉXICOperúPERÚusa latinoUSA LATINOaméricaAMÉRICA

GETAFE 0-ATLÉTICO 3

1x1 del Atlético: Morata y João Félix ilusionan al Atlético

El Atlético de Madrid se estrena con una arrolladora victoria sobre un maltrecho Getafe. La asociación João-Morata volvió a ser fundamental, pues entre ambos acumularon dos goles y tres asistencias, como hicieran en el último amistoso.

Actualizado a

Oblak: La única novedad con respecto al último amistoso ante la Juventus. Apenas tuvo trabajo en la primera mitad, pero no se mostró demasiado seguro interceptando los centros laterales del equipo azulón. El equipo no necesitó de su actuación, ya que los azulones no lograron conectar ni un solo disparo a puerta.

Nahuel: Cuarta titularidad consecutiva para el argentino después del regreso de Wass al fútbol danés, en una posición que parece haber sido ideada para él. Poco a poco va entendiéndose mejor con sus compañeros y mostrándose más asociativo, en especial con Llorente, con quien se ha aliado en numerosas ocasiones para llegar a línea de fondo y colgar el balón al área. Ha sido un puñal constante en el flanco derecho, donde Angileri no ha podido detener sus expediciones ofensivas debido a su potencia y su prominente zancada. Ha descuidado la espalda en alguna ocasión, de hecho, las oportunidades de gol más claras del Getafe llegaron por su retaguardia: dos remates forzados de Mayoral y un disparo desviado de Ünal .

Savic: En las primeras jugadas del partido se le ha visto inseguro con el balón en los pies, pero contundente en el choque. El montenegrino ha tenido que salir de posición en numerosas ocasiones para atajar la progresión de Mayoral, con quien ha tenido varios duelos intensos en la primera parte. De hecho, la jugada del gol de Morata nació de esta manera.

Witsel: Pese a ser un recién llegado, ha sido el jugador que más minutos ha acumulado en pretemporada, aunque casi todos en el eje de la zaga, donde de nuevo volvió a ejercer de líbero hoy. Como de costumbre, se mostró inmensamente efectivo y seguro en el pase y supo aliviar a la perfección las pocas jugadas en las que el Getafe se atrevió a presionar arriba.

Reinildo: Jugó en el lado izquierdo de la defensa, posición con la que ya está muy familiarizado. Estuvo muy atento a Ünal , a quien no dejó girar en ningún momento, siendo tremendamente contundente y posicionalmente impoluto, como ya tiene acostumbrada a la hinchada rojiblanca.

Saúl: Finalmente fue el elegido para ocupar el carril izquierdo, por encima de Carrasco. Se incrustó en el pivote para echar una mano a Reinildo y contrarrestó bien las subidas de Juan Iglesias, aunque en la segunda mitad se vio algo superado. Aportó equilibrio al juego colectivo y se sacrificó enormemente en los esfuerzos defensivos. A la hora de partido, se retiró y entró Carrasco tras una actuación discreta pero acertada.

Koke: Al igual que en el encuentro ante la Juventus en Turín, se dispuso en el pivote junto a Lemar. Fue la brújula del equipo, aplicando velocidad en los contragolpes y pausa en los ataques posicionales. Como siempre, inmaculado en el pase y aportando pulcritud a la salida de balón. En la segunda parte, su participación en el juego cayó ligeramente y adoptó una actitud más defensiva y posicional, comandando al equipo desde atrás, sin rifar la posesión.

Lemar: Contra el Manchester United no vivió su mejor tarde por haber sido alineado, junto a Konogbia, en la zona más defensiva del medio del campo, donde puede lucir menos su juego. Se le notó muy incómodo y, sorprendentemente el Cholo volvió a situarlo ahí frente a la Juventus, donde sí cuajó una buena actuación. Hoy repitió en la misma zona, donde lució poco, pero también donde apenas cometió errores, moviéndose entre las líneas rivales para favorecer la salida de balón. En la segunda mitad no participó todo lo que quiso y fue sustituido por Griezmann.

Llorente: Fue alineado como aporte físico al pivote. Se entendió bien con Nahuel pero su incidencia en el juego estuvo muy limitada. Llegó a línea de fondo en numerosas ocasiones y buscó los desmarques de sus compañeros, aunque sin demasiado éxito. Defensivamente supo anular a Angileri sin pasar ningún apuro pues no recibió el apoyo de Arambarri, que siempre acudía tarde a la ayuda. En la segunda parte, De Paul ocupó su puesto tras un encuentro algo insípido en el que no supo bien cómo interferir.

João Félix: Se movió por detrás de la delantera en todo momento para engancharla con el medio del campo. Aportó ese punto de calidad que tanto gusta a Simeone y lució esa enorme visión de juego que le caracteriza para repartir las tres asistencias del encuentro. Llegado el primer cuarto de hora de partido, recibió el balón de Saúl y regaló a Morata una asistencia de fantasía por debajo de las piernas de Domingos Duarte. Tras la hora de partido, la errónea salida de balón rival fue interceptada por el luso y, después de un amague de pase a su diagonal, engañó a toda la defensa y se la cedió de nuevo al ariete madrileño, que no perdonó. A quince minutos del final, João aprovechó un fantástico desmarque de Griezmann y filtró un pase entre líneas que acabó con el 0-3 en el marcador. En la recta final del partido fue sustituido por Correa.

Morata: Llegaba en un enorme estado de forma tras anotar cuatro tantos en pretemporada, tres de ellos en el último encuentro ante la Juventus, y hoy ha vuelto a ver puerta después de una gran jugada combinativa del centro del campo colchonero que acabó finalizando con su zurda en la frontal del área, con Domingos Duarte encima, en un disparo raso, tenso y lleno de determinación al palo alejado de Soria. Fue la punta de lanza que comandó la presión selectiva del Atlético, llegando el segundo gol gracias a ello; Mitrovic falló en la elaboración del juego desde abajo y se la entregó a João Félix, quien tocó hacia el madrileño, que controló con el exterior del pie derecho y, tras apurar la línea de fondo, fusiló a la escuadra del primer palo. El resto del encuentro ha pugnado incansablemente con la zaga rival para bajar los balones llovidos y tocar de cara.

El Cholo optó por los cambios ofensivos para terminar de acorralar al Getafe

Carrasco: Sustituyó a Saúl para aprovechar su desborde sobre una defensa prácticamente descosida con el 0-3. Hizo alarde de su regate para llegar a línea de fondo, pero no tuvo demasiada incidencia en el juego. Se llevó una tarjeta por detener un contragolpe dirigido por Portu y dejó detalles de calidad en su debut liguero.

De Paul: Salió para aportar músculo el medio del campo, en detrimento de un Llorente poco expeditivo. Completó una media hora de encuentro posicionalmente impoluta, sin arriesgar ni regalar la posesión, pero no fue especialmente asociativo con Nahuel, que fruto de ello, bajó su rendimiento en la recta final.

Griezmann: Salió por Lemar para disputar la última media hora. De nuevo se vio con el papel de enganche entre el medio y el ataque. Culminó una actuación casi perfecta gracias a un gol que logró después de un gran desmarque, tras nueve meses sin ver puerta en LaLiga. Recibió de João y, con tres jugadores por delante, conectó un zurdazo increíble que se coló por el primer palo de Soria. Estuvo a punto de redondear su tarde con un disparo de falta al que le faltó colocación.

Cunha: Fue, junto a Correa el último en entrar al campo, como también ocurriera ante la Juventus. Se situó en la punta y bajó a tocar y recibir con el medio del campo, pero no p cazar ningún balón dentro del área, donde le gusta. Apenas apareció, pero Simeone demostró que cuenta con él al retirar a su goleador, Morata, por él.

Correa: Salió por João Félix para moverse donde le gusta, en la mediapunta. Tocó con el medio y realizó algunos desmarques, pero el balón casi no pasó por sus pies ya que el Getafe bajó los brazos con el tercer tanto en contra y el Atleti optó por el fútbol-control para anestesiar el partido y asegurar la victoria.

Normas

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión. ¿Olvidaste la contraseña?