NewslettersRegístrateAPP
españaESPAÑAargentinaARGENTINAchileCHILEcolombiaCOLOMBIAusaUSAméxicoMÉXICOperúPERÚusa latinoUSA LATINOaméricaAMÉRICA
Betis BET
1
Borja Iglesias 91'
Rayo RAY
1
Bebé 79'
Finalizado

COPA (SEMIFINAL, VUELTA) | BETIS 1 (3) - RAYO 1 (2)

Joaquín guía la fiesta del Betis

El portuense evita la prórroga con una aparición decisiva en el descuento para que Borja Iglesias entregue el pase a la final. Bebé había silenciado el Villamarín en el 80'.

Actualizado a

El Betis se deshizo del Rayo Vallecano tras un duelo de nervios para cazar su quinta final de la Copa del Rey. Lo hizo con Joaquín, su capitán, como invitado inesperado en una fiesta que esquivó una prórroga en un descuento de vértigo. El portuense se deshizo de Bebé, el jugador que había silenciado el Villamarín minutos antes con un golazo desde la lejanía, inventó un pase al espacio para que Canales llegara y Borja Iglesias aprovechó el despeje fallido de Fran García. Ahí explotó Heliópolis. Al ritmo de su capitán. Rendido al futbolista de 40 años que quiere seguir escribiendo capítulos de historia sobre el césped. El Betis se cita el 23 de abril con el Valencia en La Cartuja tras un envite de nervios ante un Rayo que dio su vida por ese ansiado trozo de gloria. 

Salió más temeroso el Rayo. O quizás su intencionada intensidad se topó con la mayor verticalidad del Betis. Canales y Fekir trataron de aliarse pronto, Sabaly tomó peso en la banda derecha y Juanmi amenazó a Luca a los diez minutos con un buen remate de cabeza. El Betis quería acelerar. Lo hacía cuando William Carvalho lograba tomar el mando de una medular en la que Pathé Ciss era el invitado inesperado colocado en liza por Iraola para que la locura no fuera tanta. En ese intercambio de intenciones también apareció Trejo. Los nervios no van con él. Dibujó espacios para Álvaro García y ahí sufrió el Betis, que temía sin balón y suspiraba por tenerlo.

Había más incomodidad que certezas en el Villamarín. Pellegrini no encontraba a Juanmi. Iraola esperaba a Isi. Pero el primer tiempo se durmió en la intrascendencia. Entre carreras de Álex Moreno y coberturas de Guido en el Betis. Entre robos de Óscar Valentín y suspiros de Trejo en el Rayo. Más miedos que fútbol. Más nervios que atrevimientos reales.

La reanudación presentó un contexto de continuidad. Carvalho quiso más. Adelantó metros y buscó conducciones que dañaran la comodidad del Rayo. Pero sus apariciones cerca del área no fueron definitivas. A Pellegrini no le gustaba esa sensación de jugar a nada. Pero fue Iraola el primero en mover piezas del tablero. Comesaña apareció para que el Rayo tuviera más poder de mando y Nteka dio el relevo a un Isi desafortunado. Apretaba más el Villamarín que el Betis. Con más de 50.000 almas intranquilas, la afición bética pidió más a los suyos. Carvalho volvió a buscar la portería de Luca tras otra infinita jugada de asociación y el Rayo esperaba cazar su espacio, el que pudiera darle alas hacia su afán de final.

El reloj marcó un final de más desequilibrio. Estaba obligado a ello el Rayo. Se apuntó a esa fiesta un Betis deseoso de apuntalar su ventaja. Y encontró mil espacios el equipo de Pellegrini, que desperdició contragolpes en los pies de Fekir, Juanmi y Canales al tiempo que Iraola acudía de nuevo a los cambios para variar la escena.Y lo logró. Bebé entró en liza y se encontró con una falta lejana tras un innecesario codazo de Willian José. Su disparo fue un misil que Claudio Bravo no supo alcanzar. Sonrió Iraola. Se hundió Heliópolis.

El cierre tenía guardado más. Pellegrini apostó por Joaquín y el Rayo cedió metros en espera de una prórroga que parecía cantada. Fue entonces cuando el portuense recibió un pase medido de Claudio Bravo, descartó a Bebé, dibujó un pase mágico al espacio y Canales logró superar a Luca antes de que Borja Iglesias aprovechara un rechazo obligado. La gloria era del Betis. También de Joaquín. La desesperación atrapó al Rayo hasta que el pitido final cerró una batalla de color verdiblanco. Pellegrini tiene su final de Copa. Iraola queda a las puertas de un hito para su Rayo. Hubo méritos repartidos en un Villamarín que celebró como nunca la clasificación de su equipo a su quinta final de la Copa del Rey.

Cambios

Santiago Comesaña (60', Pathé Ciss), Randy Nteka (60', Isi Palazón), Bebé (76', Mario Suárez), Mamadou Sylla (76', Sergi Guardiola), Joaquín (80', Juanmi), Borja Iglesias (85', Willian José), Kévin Rodrigues (88', Álvaro García), Andrés Guardado (95', Álex Moreno)

Goles

0-1, 79': Bebé, 1-1, 91': Borja Iglesias

Tarjetas

Arbitro: Juan Martínez Munuera
Arbitro VAR: Antonio Miguel Mateu Lahoz, Ignacio Iglesias Villanueva
Balliu (70',Amarilla) Willian José (78',Amarilla)

Normas

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión. ¿Olvidaste la contraseña?