SEVILLA

El Sevilla sorprende a Martial en su presentación... ¡con Ronaldo!

El club hispalense proyectó a través de los videomarcadores del Sánchez-Pizjuán un mensaje de bienvenida del ex jugador brasileño, ídolo del nuevo fichaje sevillista.

0

Un all star, como etiquetan en la NBA a sus mejores jugadores, ha llegado a Sevilla. Por el caché del futbolista, por la complejidad de la operación y su contexto, por su salario y por las dimensiones de su recibimiento y presentación. La llegada de Anthony Martial a Nervión ha descorchado un fenómeno de masas en efervescencia desde que su nombre brotara antes del comienzo del mercado de fichajes de invierno.

"Hace poco tuve que salir de Rey Mago en las Cabalgata de Sevilla y como rey, los sevillistas me pedían como regalo la llegada de Martial. Ojalá que esa ilusión, la del jugador y la del club, se traduzca en rendimiento", revelaba Monchi, director deportivo del club hispalense y gran artífice de su fichaje, en el acto de recibimiento del francés, una de sus hazañas más glamurosas. Al menos, sobre el papel.

La afición suspiraba por él y, Martial, se encargó de hacer la boca agua de los sevillistas. La estrecha cintura financiera del equipo hispalense encalló primero y amenazó posteriormente con ahogar la operación, con otros equipos estorbando. Pero Anthony lo tenía claro desde el principio: su deseo era jugar en el Sevilla. Palabras, además, sustentadas con hechos. Hizo oídos sordos al resto de intereses como los del Barcelona o la Juventus y se rebajó el sueldo, de casi 150.000 euros semanales en Old Trafford. Las informaciones apuntan a que sus seis meses costarán tres millones de euros netos.

Un regalo para el regalo de Monchi

"No se trata solo de dinero, también hay que jugar y divertirse", revelaba a la cámara del club que le siguió desde el aeropuerto hasta el estadio en un reportaje inside de sus primeras horas en la ciudad, casi a la medida de los grandes personajes mundiales. Un regalo para el que Monchi preparó el mejor envoltorio posible. Una presentación de alfombra roja, a la altura de las expectivas que levanta el ex del Mónaco.

"Hablé con Lopetegui y Monchi y tengo muchas ganas. El Sevilla es un gran club, con grandes jugadores. Son muy buenos. Vengo a ganar algún título. Estoy emocionado", afirmaba Martial, que quedó asombrado con la colección de Europa League o el paso por el club de Kanouté, Reyes o Maradona. Pero mayor emoción y asombro le causó la sorpresa que le tenía preparada su nuevo club a ras de césped: la bienvenida de su ídolo.

"Hola Martial, ¿cómo estás? Bienvenido a LaLiga y al Sevilla. Un gran club español y uno de los grandes de Europa. Con una afición y una ciudad increíbles ¡Buena suerte, te deseo lo mejor; nos vemos pronto!". Así se dirigía a él Ronaldo Nazário a través de los videomarcadores del Sánchez-Pizjuán, evidenciado la sorpresa en su rostro. "Mis dos grandes héroes eran brasileños: Ronaldinho y Ronaldo, ¡porque tenían magia en sus pies!", revelaba el francés a su llegada al Manchester United en 2018. Un detalle que Monchi se encargó de conocer.