BARCELONA

Cena conjura de la plantilla del Barcelona cara al Clásico

Los jugadores se fueron a cenar a un conocido restaurante de la Ciudad Condal nada más acabar el partido. Ansu Fati fue el último en llegar.

0
Cena conjura de la plantilla del Barcelona cara al Clásico
JOSEP LAGO AFP

La plantilla del FC Barcelona prácticamente al completo se reunió el miércoles por la noche, tras derrotar 1-0 al Dinamo de Kiev en la Champions, en un restaurante de la capital para celebrar la renovación de Ansu Fati, que por cierto fue el último en llegar ya que la firma de su nuevo contrato le obligó a pasar antes por el despacho de Joan Laporta, pero sobre todo a modo de conjura de cara al Clásico del domingo, donde el equipo se juega mucho más que tres puntos.

En la reunión, que fue desvelada por el programa ‘El Chiringuito’ de Mega, no participaron ni técnicos ni tampoco staff de la plantilla, siendo sólo de jugadores.

Hay que recordar que la plantilla tiene fiesta este jueves, por lo que los capitanes organizaron esta reunión hace ya unos días, con el objetivo prioritario de fomentar sinergias en el grupo y fortalecer la confianza entre los jugadores, sobre todo pensando de cara al partido contra el Real Madrid de este domingo.

Se da la curiosa circunstancia que el restaurante escogido por los jugadores para la conjura del Clásico es el mismo que congregó a Joan Laporta y Ronald Koeman este verano y que tanto dio que hablar posteriormente ya que se supo que el presidente blaugrana le reconoció que no era su primera opción para seguir en el banquillo, emplazándole a esperar quince días para ver si eran capaces de encontrarle un relevo. Como finalmente a Laporta no le convenció ninguna de las opciones que le planteó el área deportiva, se decidió mantener al holandés.

Ahora, cinco meses después de esa reunión, los jugadores han escogido el mismo restaurante para intentar levantar los ánimos de un equipo que, pese a encadenar dos triunfos consecutivos, sigue inmerso en una crisis profunda de identidad y de juego. No hay duda de que este Clásico, pase lo que pase, marcará un antes y un después en la temporada.