BARCELONA 0-BAYERN 3

Este Barça no engancha: sólo 23.000 peticiones para ver el partido ante el Granada

Por ahora el récord se sitúa en el estreno de la Champions con 31.213 peticiones. El peor registro fue en el debut de LaLiga contra la Real Sociedad, con 15.280.

0
Los jugadores del Barcelona dejan el Camp Nou después de la derrota ante el Barcelona.
ALBERT GEA REUTERS

Por mucho que Joan Laporta envíe mensajes institucionales a través de los medios oficiales pidiendo a la afición que venga al Camp Nou a animar al equipo, la realidad está siendo más que tozuda. Si bien es cierto, que las estrictas normas sanitarias del Procicat sólo permiten un 40% total del aforo y que un 15% de las entradas se las asigna el club para compromisos e invitaciones, también es verdad que el socio abonado está respondiendo tímidamente a la llamada del club. Ya sea porque el efecto Messi sigue lastrando en los ánimos del club o porque la gente no encuentra un hueco en su agenda para ir al Camp Nou, lo cierto es que hay una preocupante desconexión entre jugadores y afición. Este miércoles el club dio a conocer la cifra de peticiones solicitadas por los socios abonados para ver el partido ante el Granada del próximo lunes 20 de septiembre.

En total 23.617, casi ocho mil menos que ante el Bayern, que por ahora es el récord con 31.213. Parece evidente que todos los que han solicitado una entrada la tendrán porque estas cifras están muy lejanas a las 40.000 personas de aforo permitido. En cualquier caso, se trata de peticiones hechas antes de la derrota ante el Bayern (0-3), por lo que no será hasta el partido ante el Levante del próximo domingo 26 de septiembre que no se podrá hacer una valoración sobre el efecto que ha tenido este partido en el socio. De hecho, en los dos primeros partidos de LaLiga las peticiones habían sido inferiores incluso que ante el Granada: Real Sociedad (15.280) y Getafe (19.136). Si bien, en el estreno en LaLiga, el aforo estaba reducido más si cabe al permitir sólo un 30% del aforo.

En cualquier caso, no ha hecho falta un sorteo por ahora por exceso de solicitudes sino más bien todo lo contrario: el club se ha visto obligado a poner las entradas en venta a los socios no abonados y aficionados en general. Lo que sí es una realidad palpable es la desilusión con la que el socio ha afrontado esta temporada. El hecho de que un total de 26.238 socios pidieran la excedencia a su abono de esta temporada, con la reducción de ingresos que supone a las arcas del club, refleja que la desconexión que existe entre el actual equipo y sus socios.