GRUPO E | BARCELONA 0- BAYERN 3

Aprobados y suspensos del Barça en otra noche esperpéntica

El público despidió a Luuk de Jong y Sergi Roberto con sendas pitadas, demostrando su contrariedad ante un partido con tantas lagunas.

0

Así fue la actuación de los jugadores del Barça en la derrota ante el Bayern.

Ter Stegen: Pese a los tres goles, fue uno de los más destacados entre los blaugrana, con dos enormes intervenciones a remates de Sané, una con la mano y otra con el pie. Bien en el juego con los pies y en la salida de balón.

Araújo: Superlativo. El mejor atrás. Líder absoluto, contundente, atento a la hora de ayudar en la banda a un desbordado Sergi Roberto, y sin perder nunca la cara al partido. Con cuatro Araújos atrás otro gallo nos cantaría, al menos si hablamos de actitud y ganas.

Piqué: Irregular. Para el central este tipo de partidos tan intensos son un auténtico suplicio. No disfruta en el campo y transmite estas malas sensaciones a todo el grupo. En todo caso, aguantó como un jabato a Lewandonski, hasta que el polaco decidió que se había acabado la broma y firmó dos chicharros.

Eric: Bien en la salida de balón, volcándose todo el juego entre Alba y Pedri, pero muy tierno atrás. La corpulencia de Muller y compañía fueron obstáculos insuperables para el ex central del City.

Sergio Busquets: Desbordado y con muchos problemas para mantener el balón en su poder. Es evidente que las piernas ya no le dan para partidos de altísima exigencia. Sufrió lo indecible en el campo y fue el primer sustituido. Intentó un remate desde lejos con la zurda que no iba mal dirigido, pero acabó rebotando en un rival.

Sergi Roberto: Nefasto. Jugó en la banda derecha, pero sus recursos se acabaron a los pocos minutos, cuando Sané y Davies empezaron a desdoblarse por su banda. Incapaz de subir un balón con criterio, retrasando siempre el balón, acabó desquiciando a las gradas que le despidieron con un sonora pitada. Cada día está más claro que es más un recurso que un jugador titular.

Frenkie de Jong: Buen partido del holandés, que empezó como interior y acabó jugando de pivote. No pudo brillar a su nivel habitual ante la presión asfixiante de los alemanes.

Pedri: Le costó entrar en el partido, aunque con el balón en los pies siempre dio soluciones. El canario vale un potosí, pero necesita socios que le acompañen. Antes tenía uno que no estaba nada mal, Leo Messi.

Alba: Acabó el partido lesionado y pidiendo el cambio. El día ya no empezó muy bien para el lateral, que tuvo que abandonar la sesión de activación matinal al notar unas molestias. Los médicos decidieron que podía jugar y ahora está lesionado y a la espera de pruebas. En el tiempo que estuvo en el campo probó con varios centros, pero todos muy lejos de sus objetivos.

Memphis: Luchó como un león, vino a recibir balones hasta el mediocampo, buscó las cosquillas a su marcador, dio buenas soluciones en ataque, abriendo por las bandas, pero le faltó estar más arropado para encontrar huecos en ataque. Aun así, partido meritorio el suyo.

Luuk de Jong: Debut para olvidar el suyo. No dio una a derechas, no supo moverse en el campo, lento como el caballo del malo, sin aportar nada interesante. Tanto es así que el público acabó pitándole ante su inoperancia absoluta. Fue sustituido por Coutinho en el minuto 65.

Sustituciones

Gavi: Soberbio. Solo por las ganas y el desparpajo que demuestra este sevillano vale la pena verle. Tiene todo para ser un crack, aunque debutar en Europa contra un Bayern es un hueso demasiado duro de roer.

Demir: Su capacidad para conducir el balón y sus bríos en ataque fueron recibidos por las gradas con aplausos y vítores. El austríaco ha enganchado con la afición.

Mingueza: Cumplió con creces, al menos la banda derecha dejó de ser un coladero.

Coutinho: El público aplaudió a rabiar su salida al campo. Intentó dos remates a puerta. Se le vio con ganas. Ahora que tenga continuidad y las lesiones le respeten.

Balde: Salió en el minuto 73 por un lesionado Alba. Proyectó el juego con su velocidad.