RACING

La gran prueba de Ceballos: de jugarlo todo a último de la fila

La pasada temporada fue el único racinguista que superó los 2000 minutos, pero el fichaje de Unai Medina, que ha comenzado muy bien, le cierra el paso

Santander
0
La gran prueba de Ceballos: de jugarlo todo a último de la fila
Nacho Cubero Diario AS

La temporada acaba de comenzar y con 36 jornadas por delante es muy difícil asegurar a qué futbolistas les va a ir bien o no en esta campaña 21/22. De momento, en el Racing aún no han debutado los dos lesionados desde la pretemporada, Pablo Bobadilla y Jack Harper, y los canteranos Álvaro Mantilla (que empezó tarde tras su operación de hombro y pasar el COVID) y Diego Ceballos. Nadie mejor que el lateral derecho santanderino para saber que los inicios no determinan el balance de una temporada: en la pasada no contaba para el primer equipo, se enganchó iniciada la pretemporada, fue suplente en la primera jornada contra el Portugalete..., y luego lo jugó todo. Ahora se encuentra en el lado oculto de la luna.

Casi la última decisión que tomó Javi Rozada antes de recoger sus botas en La Albericia, fue dejar fuera de la convocatoria para el Arenas-Racing a Diego Ceballos. Aquel empate en Gobela fue el único partido que el lateral santanderino vio desde la grada en toda la temporada y fue, también, el último antes de que Amorrortu convenciera a sus jefes para despedir a Rozada y fichar a Solabarrieta. También el de Ondarroa dejó fuera de un partido en una sola ocasión a Ceballos: fue en el Racing-Osasuna B de la jornada 25. En todos los demás partidos, con el ovetense y con el vasco, jugó Ceballos. En la primera jornada saliendo desde el banquillo y como titular en las otras 24 fechas. Fue el único futbolista que superó los 2000 minutos sobre el terreno de juego en una campaña de solo 27 partidos, uno de Copa del Rey.

El vizcaíno Unai Medina firmó por el Racing tras ocho temporadas consecutivas en Segunda.

El fichaje de Unai Medina mediado el verano es probablemente la razón por la que Diego lo tendrá más difícil esta temporada, pero puede que si no hubiera sido Unai podría haber sido otro. Si Romo decidió fichar un lateral derecho cuando tenía a Ceballos, a Mantilla y a Jorrín, del filial pero con una pretemporada más que prometedora en el primer equipo, es porque el madrileño no se daba por satisfecho en esa posición. El problema para Ceballos, y para los otros dos, es que Medina es un jugador muy fiable al que sus entrenadores en las ocho últimas temporadas en Segunda, Alavés, Numancia, Sporting y Logroñés, le han acabado confiando la titularidad: ha jugado 233 partidos en ese periodo, 209 en el once inicial.

Guillermo Fernández Romo explicó la pasada semana en 'SER Deportivos Cantabria' que "querer de verdad a Diego Ceballos es meterle competitividad y Unai es un jugador muy valorado, dentro y fuera del campo y a Mantilla le veo más creciendo como central". De momento, Unai Medina ha jugado los dos partidos completos y en el disputado contra el UD Logroñés fue casi unánimemente reconocido como el mejor del equipo en Las Gaunas. No parece probable que a corto plazo vaya a cambiar el statu quo en el lateral derecho.

El defensa basauritarra pasó hoy, tras el entrenamiento, por la sala de prensa y quitó trascendencia a las críticas con las que fue recibida su contratación por parte de la afición racinguista: "yo me centro en lo mío, no suelo escuchar mucho lo de fuera. Al final, te llegan cosas pero yo intento trabajar al máximo día a día y luego darlo todo en los partidos". Unai aprovechaba la comparecencia para reivindicar su aportación ofensiva ya que "soy un jugador al que le gusta incorporarse al ataque y en estos partidos así está siendo. Creo que lo estoy haciendo bastante bien".

Diego Ceballos e Isma López, laterales indiscutibles la pasada temporada, no pasan por su mejor momento.