ESPANYOL

Periquitos y sus depredadores

La concurrencia de hasta 27 equipos en Marbella ha provocado que el Espanyol coincida estos días con el Wolverhampton, su verdugo en Europa antes de la pandemia.

0
El Espanyol, en Marbella.
Carlos Mira RCDE

Aunque parece ya de otra vida, por todo lo sucedido en apenas año y medio deportiva, institucional y socialmente, hubo un día en que el Espanyol se paseó ambicioso y orgulloso por el continente, capaz de arrastrar a más de un millar de seguidores hasta las Midlands inglesas para un partido de ida de dieciseisavos de final de la Europa League. Sucedió en febrero de 2020 y su rival, el Wolverhampton, se acabó convirtiendo en el verdugo de los pericos. Hoy es su vecino.

Se da la circunstancia de que, desde el pasado martes, la plantilla del Espanyol y la de los Wolves se han ejercitado muy cerca, hasta el punto de haber coincidido en las instalaciones del Marbella Football Center –donde los pericos disputan sus partidos amistosos–, como ocurrió cuando se saludaron Sergi Darder y Marçal de Oliveira, quienes habían compartido vestuario brevemente, hace cuatro años, en el Olympique de Lyon. Muchos son en ambos conjuntos los supervivientes de aquella eliminatoria, funesta para la memoria blanquiazul, por el 4-0 en el Molineux Stadium con un equipo repleto de suplentes.

El capitán, Conor Coady, y Adama Traoré han sido acaso las ausencias más destacadas en la Costa del Sol respecto a aquel Wolverhampton, con permiso los dos tras haber llegado lejos en la Eurocopa con Inglaterra y España, respectivamente. Y tampoco repite Nuno Espirito Santo, ya que los británicos estrenan nuevo técnico esta pretemporada, Bruno Lage. Con él derrotaron el sábado al Betis (1-0) y se miden este lunes a Las Palmas (19:30), que fue el primer rival del Espanyol en la pretemporada (1-0 para los insulares, el pasado miércoles)

El Wolverhampton, que como los pericos repite en la zona, es uno de los 27 clubes, hasta 17 de ellos españoles, que se han decantado por las instalaciones de Marbella para realizar su estadía de preparación, en este caso para una Premier League que inician el 14 de agosto ante el Leicester City. Los Wolves abandonarán mañana la población andaluza, mientras que el Espanyol se mantendrá hasta el viernes. Pero ya sin lobos en su camino.