REAL MADRID

La fiscalidad acerca a Mbappé

El PSG se beneficia de exenciones en la renovación de Neymar por ser impatriado. Eso no sucedería si logra extender el contrato del delantero francés.

Madrid
0
Neymar y Mbappé.
AFP

El régimen fiscal de Francia puede convertirse en un aliado indirecto del Real Madrid en su deseo de fichar a Kylian Mbappé. Al delantero francés, precisamente por su condición de ciudadano francés, no se le pueden aplicar las excepciones fiscales de las que todavía goza su compañero de delantera, el recientemente renovado Neymar. Esta diferencia en el estatus tributario condiciona las finanzas del PSG, que, de querer retener en igualdad salarial a uno y otro futbolista, deberá invertir más en Mbappé que en Neymar.

El ahorro mínimo del brasileño será de nueve millones de euros por temporada hasta 2025, la fecha en la que termina su nuevo contrato. Esta cifra se corresponde con el 30% de su salario neto al que se le podrían aplicar las llamadas primas de impatriación, “aunque es probable que el beneficio fiscal sea más grande, porque la legislación francesa permite aplicar otras excepciones al IRPF”, explica Toni Roca, abogado y director del Sports Law Institute. “También gozan de privilegios los ingresos relativos a la actividad realizada en el extranjero, los ingresos por inversiones en el extranjero o la propiedad industrial también origen extranjero”, añade.

Un ahorro mínimo de 36 millones

Roca recuerda que “el artículo 155B del Código General de Impuestos francés” establece que las remuneraciones exentas no podrán superar “un tope del 50% de la remuneración total”, aunque tratándose de Neymar y sus elevados emolumentos, “cualquier beneficio supone ya un ahorro importante”, añade. Los números le dan la razón. Sólo las exenciones que podrían aplicarse por las primas de impatriación suman 36 millones de euros hasta 2025. “Es como si al PSG le saliera un año de salario neto de Neymar gratis”, compara Roca.

Roca se refiere al PSG y no a Neymar porque, pese a que el sujeto al que se le aplican estos beneficios fiscales es al futbolista, en verdad el favorecido final es el PSG. “En el fútbol de élite, jugadores y clubes suelen pactar los salarios en cantidades netas. En este caso es el PSG el que se compromete a asumir cualquier bajada o subida de impuestos”, revela. “Neymar cobrará en neto lo mismo año tras año”, continúa.

¿Por qué Mbappé no tiene beneficios fiscales?

Todo este entramado de ayudas fiscales beneficia a Neymar, pero no a Mbappé. “Esto es así porque Neymar se trata de un impatriado, esto es, un ciudadano procedente de otro país que acude a Francia para aportar su valor laboral (en este caso, su fútbol) a la sociedad gala”, matiza Roca.

Neymar lleva gozando de estas prebendas desde que llegó a París el verano de 2017 y lo hará justo hasta que finalice su contrato, en 2025. La fecha de conclusión del acuerdo no parece casual. “Antes estos privilegios tenían una duración máxima de cinco años, pero desde 2016 se extendió a ocho años, que es justo el tiempo que llevará Neymar en Francia cuando acabe su nuevo contrato. Aunque podría ampliarlo hasta 2026, parece evidente que la duración del documento se ha ajustado precisamente a la vigencia de la excepción”, desvela Roca.

Beneficios para Messi o Cristiano

Este régimen fiscal especial se aplica a cualquier fichaje extranjero que haga el PSG en las próximas temporadas siempre y cuando a ese futbolista no se le haya considerado residente fiscal francés en los cinco años anteriores a su llegada a París.

Messi o Cristiano Ronaldo, por ejemplo, entran dentro de este patrón en el que Mbappé siempre sale perjudicado. Un agravio que supone un lastre económico para el PSG y que se une a las esperanzas blancas de ver al delantero francés convertido el próximo verano en la nueva estrella del Real Madrid.