REAL MADRID

Lucas, adiós a la temporada

El gallego sufre un esguince en el ligamento cruzado posterior de la rodilla izquierda. Valverde, con un golpe en la planta de un pie, es duda para Liverpool.

Madrid

Lucas Vázquez dice adiós a la temporada. El jugador gallego sufrió un fuerte golpe contra Busquets durante el Clásico y se dolió de la rodilla izquierda. Intentó seguir, pero no le fue posible y fue sustituido antes del descanso por Odriozola y sometido a pruebas este domingo en Valdebebas; dichas pruebas relevaron un esguince del ligamento cruzado posterior de la rodilla izquierda, lo que supone que no podrá volver a jugar esta temporada. Una lesión que en condiciones normales requiere de un mes y medio para recuperarse, como poco, justo el tiempo de competición que queda por delante. Todo un palo para uno de los jugadores más importantes para Zidane en estos momentos.

Y un serio problema para Zidane ahora mismo, pues Carvajal sigue de baja (está cerca de volver a una convocatoria, pero no se quiere correr riesgos con él tras sus repetidos problemas musculares) y anda el marsellés cortó de efectivos en defensa: Ramos no volverá hasta mayo, previsiblemente; Varane, con COVID, sigue apartado; y sólo le queda Odriozola como opción en la derecha, pero Zidane no tiene confianza en el donostiarra.

El problema de Lucas no revista mucha gravedad, no requiere de operación y se curará con tratamiento conservador. Pero al tratarse de un esguince en un ligamento de la rodilla, y por lo tanto haber sufrido dicho ligamento una ligera rotura de fibras, se trata de una lesión que necesita delicadeza y no acortar plazos. Y con sólo mes y medio por delante (la final de la Champions es el 29 de mayo), Lucas ya sabe que no podrá volver a jugar este curso. Un palo también para sus aspiraciones personales (la Eurocopa era un objetivo para él) y un obstáculo en su renovación con el Madrid: acaba contrato en junio y de momento no hay acuerdo entre las partes.

Valverde, sólo un golpe

En el caso de Valverde, que se fue cojeando a la hora de partido tras un gran esfuerzo en la primera parte del Clásico, el uruguayo también fue sometido a pruebas y se le diagnosticó un fuerte golpe en la planta de uno de sus pies, lo que hace que sea seria duda para la visita al Liverpool de este miércoles, en la vuelta de cuartos de la Champions.

Un alivio en cualquier caso para Zidane, que ya se temía que el charrúa hubiese recaído muscularmente, pues viene sufriendo varios problemas en ese sentido durante la temporada. No parece el caso y, si finalmente no está disponible para Liverpool, sí lo estará contra el Getafe el domingo que viene en el Coliseum Alfonso Pérez (21:00 horas), en un partido clave para segur luchando por LaLiga.