ALEMANIA

La fidelidad de Huntelaar

El delantero, a sus 37 años, tenía casi decidido retirarse a final de temporada, pero puede cambiar de planes. Medita continuar en el Schalke aunque sea en la segunda división alemana.

La fidelidad de Huntelaar
FEDERICO GAMBARINI AFP

Huntelaar llegó en enero al Schalke para intentar reflotar al gigante alemán que está en riesgo máximo de descender en la Bundesliga. El neerlandés, a sus 37 años, estaba convencido que era su última batalla de su carrera. Salía gratis del Ajax para ayudar en todo lo posible a su antiguo club.

Tras un inicio agridulce, con problemas de lesiones, ya se está viendo al Huntelaar capaz de tirar del carro del Schalke. Una situación que ha cambiado los planes a corto plazo del delantero. Su pensamiento a principios de año era que estaba en su última temporada en la élite pero ahora Huntelaar se plantea no retirarse, según informa Kicker. "Dije que pondría punto y final a mi carrera en el Ajax, ahora es otra la situación en mi cabeza. ¿Seguir en el Schalke? Nunca se sabe ...". Unas dudas sobre colgar las botas, que abren la posibilidad de ver al delantero una campaña más en Alemania, aunque sea en la segunda división, si el Schalke finamente no consigue salvarse de la quema.

Huntelaar está aportando toda su veteranía en salvar al Schalke. Se le ve implicado e intenta ser un referente para los más jóvenes de la plantilla. "El partido en Leverkusen nos mostró que tenemos que avanzar como equipo. Hay que correr cierto riesgo, de lo contrario será demasiado fácil para el oponente. Hay que convertir la energía existente en positiva", explicó Huntelaar tras la mejoría del equipo de Gelsenkirchen, en Leverkusen. "Me sentí muy bien físicamente", explicó el atacante tras anotar el primer gol tras su regreso a Alemania. Hay Huntelaar para rato.