DEPORTIVO

El Depor se hunde desde el cese de Fernando Vázquez

El de Castrofeito fue destituido con el equipo segundo y ya roza el descenso. Con Rubén de la Barrera se ha empeorado en todo: puntos, goles a favor y en contra.

El destituido Fernando Vázquez, protestando una jugada.
Jesús Sancho (Sanchofoto)

Desde hace ya tiempo en A Coruña se lee casi todas las semanas el mismo titular: el peor Deportivo de la historia. El drama es que cada jornada que pasa es cierto porque el golpe es mayor que la anterior en una caída libre sin frenos y con plomada. La derrota ante el Racing de Ferrol en A Malata (1-0) ha sido el último desastre y sus consecuencias son dramáticas para el equipo con mayor presupuesto e historia de Segunda B. Los coruñeses han dicho adiós a la pelea por los tres primeros puestos salvo milagro de proporciones épicas. Y lo que es peor, su lucha ahora es por no descender a la cuarta categoría con el peligro real de caer a una quinta.

Si le descenso a Segunda B este verano tras 40 años en fútbol profesional fue todo un palo, lo que se vive ahora en A Coruña se va quedando sin adjetivos. Todo un hundimiento con la destitución de Fernando Vázquez como monumental error de Fernando Vidal y su consejo antes de ser destituidos por Abanca. El de Castrofeito fue cesado en la novena jornada con el Deportivo segundo empatado a 15 puntos con el Zamora y a cinco del líder. Hoy, en el mejor de los casos, cerrará el domingo en la sexta plaza, pudiendo entrar en descenso si el Pontevedra gana al Compostela.

Y es que la llegada de Rubén de la Barrera al banquillo solo ha servido para empeorar en todo al equipo. Con Vázquez se sumaron 15 puntos en nueve encuentros, 1,66 por partido. Con el coruñés, cinco en seis (0,83). Con el de Castrofeito se lograron siete goles (0,77 por duelo) y con De la Barrera solo uno (0,16). En defensa, tampoco cambian las cosas: cinco tantos encajados antes (0,55 por encuentro) y ahora, igual número en solo seis duelos (0,83). Dos derrotas en nueve partidos para Vázquez,tres en seis para ex de la Cultural. Todo ha empeorado y la pregunta en A Coruña es si todavía puede hacerlo más en los tres dramáticos partidos que faltan: Pontevedra, Celta B y Zamora.