MANCHESTER CITY | MICAH RICHARDS

"El City ganaría la Premier con Diego Costa"

El exfutbolista publicó un análisis en la BBC, donde explica que el delantero brasileño sería un jugador ideal en el corto plazo para Pep Guardiola.

"El City ganaría la Premier con Diego Costa"
OSCAR DEL POZO AFP

Ya ha pasado casi un mes desde que Diego Costa y el Atlético de Madrid se dijeron adiós. El delantero hispano-brasileño decidió rescindir su contrato por motivos personales y a día de hoy sigue sin encontrar equipo. Al ser un futbolista libre, puede firmar con quien desee y lo único a negociar serían sus emolumentos. Tras confirmarse su marcha, se dispararon los rumores, que le situaron en el Wolverhampton, en el Marsella, en el Arsenal... Incluso en el Valencia. A priori, parece que no llegará, por tanto, a un aspirante a levantar la Champions el próximo mes de mayo. Sin embargo, hay quien piensa que el 'killer' todavía tiene nivel suficiente, no solo para pertenecer, sino para brillar en una plantilla del más alto nivel. Es el caso de Micah Richards.

El exfutbolista del Manchester City es ahora un columnista de la prestigiosa BBC. En su artículo semanal, ha tratado de explicar por qué considera que Diego Costa sería un refuerzo de oro para el equipo de Guardiola. De hecho, va más allá. Según su opinión, el equipo mancuniano ganaría la Premier League si consigue reforzarse con el exrojiblanco. Richards aclara, eso sí, que el movimiento no tendría continuidad en el largo plazo, pero sí sería muy útil de aquí al mes de junio. Así lo define el que fuera lateral del Etihad durante casi una década: "No haría más que alborotar y se un incordio para las defensas rivales. Es un rematador consagrado que ofrecería al equipo un plan B adecuado".

Richards considera que los directivos del City podrían dudar de su incorporación debido a su alto salario, si bien lo justifica por lo que podría aportar en el terreno de juego. Además, el columnista detalla dos ejemplos para explicar por qué Costa sería un valor tan alto. Recuerda, en primer lugar, el título de Premier conquistado por sus compañeros y él allá por el año 2012. En aquel entonces, la plantilla gozaba de cuatro arietes de nivel: Agüero, Tévez, Edin Dzeko y Mario Balotelli. Todos, además, acabaron participando activamente de los éxitos del equipo, ya sea por goles importantes, ratos de descanso o rotaciones en momentos de fragilidad.

Desde luego, Guardiola tiene a su disposición una plantilla muy completa, con varios hombres del más alto nivel en cada una de las posiciones. El puesto de '9', quizás, sea el que más flaquee. Agüero y Gabriel Jesús son los dos únicos delanteros puros de la plantilla, aunque Ferran Torres o Raheem Sterling pueden defenderse en esa posición si la situación lo requiere. Richards, de hecho, pone en duda el estado físico del propio Agüero y tampoco tiene del todo clara la tendencia futbolística del brasileño: "Me gusta mucho, pero no siempre busca meterse en el área a rematar balones. A menudo juega por dentro o tirado a la izquierda, condicionando así el juego. Esto significa que el City no tiene un punto de referencia. Si existiese alguien que tirara desmarques sobre la defensa rival y los jugadores creativos le buscaran, honestamente creo que sería aterrador.

Costa, "ese delantero"

Una vez expuesto lo que falla en el perfil de Gabriel Jesús, Micah Richards encuentra en Diego Costa el candidato idóneo para resolver provisionalmente esas flaquezas que observa en la ofensiva dirigida por Guardiola. Añade que no solo tendría muchas ocasiones, sino que también crecerían las del equipo al fijar el hispano-brasileño a los centrales. En la Premier, como dato a destacar, está brillando Edinson Cavani. El uruguayo responde a un perfil relativamente similar al del internacional por España: delantero aguerrido, veterano, que ya había perdido oportunidades en su club de origen... Sus operaciones incluso podrían ir por los mismos derroteros, ya que el ahora jugador del Manchester United también se quedó libre y la única duda que había con él era quién estaría dispuesto a alcanzar su alto sueldo.

El tiempo ha demostrado que el United no se equivocó. Ya no es solo su rendimiento en términos estadísticos, sino lo que aporta al resto de sus compañeros. Sus movimientos siempre marean a la defensa rival, pendiente de la amenaza que supone tener como rival a un goleador genético. Pese a que ya hayan pasado sus mejores noches futbolísticas, su mera presencia facilita el movimiento a los hombres talentoso que llegan por detrás, como el caso de Bruno Fernandes o su compañero atacante Marcus Rashford. Un argumento más para Micah Richards, defensor férreo de la llegada de Costa al Etihad Stadium: "¿Alguien me podría decir que con las oportunidades que crea el City, no conseguiría diez goles de aquí a final de temporada. Por supuesto que lo haría".