INGLATERRA

Thiago, centro de las críticas en el Liverpool: "Patético"

El centrocampista español sufre por su falta de acoplamiento al estilo de Klopp y por su mal estado físico. La guinda, el último gol encajado en Old Trafford.

Thiago, centro de las críticas en el Liverpool: "Patético"

Thiago Alcántara esta siendo la cara más visible de la crisis del Liverpool en 2021. El centrocampista hispanobrasileño no atraviesa un buen momento después de unos meses de inactividad y su vuelta al equipo ha coincidido con el peor momento de los 'reds' desde hace mucho tiempo. La eliminación en la FA Cup a manos del United y la mala racha en la Premier, coronada con la derrota ante el Burnley en Anfield, la primera en casa desde hace tres años y medio, han puesto en el ojo del huracán la figura del mediocentro internacional español, muy cuestionado.

La última página en este ingrato libro de Thiago en Anfield se produjo en el gol de Bruno Fernandes que a la postre serviría para que el United elimininara al Liverpool de la FA Cup. El lanzamiento de falta por parte del portugués es bueno, pero lo hace mejor Thiago al agacharse sorprendentemente cuando era miembro de la barrera. En vez de repeler el disparo, lo que hace es permitir que la pelota vaya en dirección a portería y acabe superando a Alisson.

Los hinchas la tomaron por ello con él en redes. "Me pregunto qué habría pasado si Thiago no hubiera se hubiera apartado", se preguntaba uno en Twitter. "¿Se habría evitado este gol si Thiago hubiera aceptado que el balón le diera en la cara?", afirmaba otro. "Thiago se agachó. Patético", escribió un tercero de forma más contundente.

No encaja en el estilo

La realidad es que Thiago no ha encajado en el Liverpool. Ya antes de este partido hubo exjugadores del Liverpool como Dietmar Hamann que decían que ralentizaba mucho el juego y lo hacía peor. En el contexto de Klopp, de hecho, es un futbolista que todavía necesita aclimatación. En la posición de pivote único sufre cuando hay pérdidas de balón porque no tiene repliegue, más aún ahora que físicamente está lejos de su nivel.

El equipo se parte mucho en defensa, como se pudo ver en los dos primeros goles del United en el partido de FA. Greenwood y Rashford pudieron correr sin que hubiera un retroceso defensivo por parte del centro del campo 'red'. Además, la adrenalina que tiene el Liverpool en los contragolpes parece perdida por la preferencia de Thiago del juego horizontal en vez del vertical. Todo ello ha hecho que esté siendo muy cuestionado.