ENTREVISTA

Dani Garrido: "En televisión y radio siento mucho respeto; en algunos casos incluso miedo"

Dani Garrido (Legazpi, Guipúzcoa,1978) charla con AS sobre su vuelta a Movistar+ para presentar Informe+ y valora el EGM y la radio cercana de Carrusel Deportivo durante la pandemia.

Vuelve a Movistar+. ¿Qué podemos esperar de Informe+?

El objetivo principal es respetar al máximo el legado de Michael Robinson. Es lo único que tengo en la cabeza. Voy a ser uno más en las decisiones. Seré el presentador y lo que haré será presentar de la forma más natural posible y dar pie para que la gente vea el propio reportaje, que es la joya de la corona. Simplemente eso. El gran valor del programa es el reportaje. No es ni la cara ni la presentación. Y lo digo tal cual es. Entro con la condición de ser simplemente una pieza. La última en llegar. El valor radica en el tremendo potencial y la creatividad del equipo que Michael Robinson deja. Y ellos me hacen muy partícipe de lo que necesiten, pero esto es un asunto muy lanzado.

¿Qué puede avanzar?

No mucho porque todavía están tomando forma los próximos reportajes. Estas son las primeras tomas de contacto porque no hemos podido vernos la veces que hubiésemos querido por la pandemia. Hay temas trabajándose y la filosofía será la misma. Acudir al lugar donde hay una buena historia y contarla como Michael la contaba. Siguiendo esa escuela y ese espíritu. Claro que no como él la contaba porque eso es imposible y solo es capaz de hacerlo un genio como él. Sí con la gente de su escuela, buscando la cara humana del deporte, esa cara B, ese aspecto dentro de la historia que solo privilegiados como los de su equipo pueden ver. No va a importar la entidad del protagonista, sino la historia. Habrá personajes mediáticos, pero también personajes poco conocidos que tienen una historia bonita y llamativa que contar. El primer reportaje rendirá homenaje a la figura de Antonio Díaz-Miguel, pionero y figura absolutamente imprescindible del baloncesto español. Se podrá ver los jugadores que protagonizaron aquella medalla de plata, rememoramos aquel campeonato tan especial... El hecho de ver aquellas figuras rememorando cómo se dio, la asimilación del método de Antonio, cómo era diferenciador, cómo se dio la conjunción de los grandes jugadores del Barça con los grandes del Madrid, que vivían partidos duros, tiene un interés muy importante.

"A veces me pellizco y no me creo estar haciendo 'Carrusel' e 'Informe+"

Dani Garrido

Usted ha crecido en la radio. ¿Dónde diría que se siente más cómodo? ¿Qué siente en el estudio de radio y qué siente en el plató de televisión?

Lo primero que siento es mucho respeto. En algunos casos incluso elevado a la categoría de miedo. Respeto siendo consciente de que estás ante una responsabilidad muy grande. Cuando se enciende la luz de un estudio y cuando se enciende la de una cámara. Responsabilidad y respeto. Evidentemente después siento mucha emoción y me siento un privilegiado de poder estar donde estoy. A veces me pellizco y no me creo poder estar haciendo Carrusel Deportivo e Informe+. Me parece que está muy por encima de lo que merezco. Mi casa es evidentemente la radio, pero tener las puertas de una segunda vivienda tan lujosa y tan especial como la tele… (Risas). Que me den oportunidades me hace sentir tremendamente halagado y sorprendido. Si en la radio tengo la sensación de que tengo que aprender cada día y que sigo cometiendo miles de errores,  en la tele esto se multiplica por diez. Es normal. Me siento mucho más a gusto en un estudio de radio, pero sí tengo la tranquilidad de saber que la gente que me rodea en la tele me ayuda a evolucionar. Me queda muchísimo por delante para dar el nivel que el producto merece. El margen de mejora en la tele es grande. Necesito mejorar y en la radio igual. Todos los días aprendes algo diferente.

¿En sus inicios con quién soñaba hablar o entrevistar?

Cuando escuchaba a Iñaki Gabilondo me quedaba alucinado. Por su voz, su calidez, el periodista que es, por cómo comunica, sus opiniones, el hecho de ser guipuzcoano como yo... Me parecía y me sigue pareciendo la gran referencia del periodismo y la comunicación de este país. Cuando tuve la oportunidad de conocerlo y conversar con él de la vida, del fútbol, charlas, fue una gozada. No sueñas con ser Iñaki Gabilondo, ser Michael Robinson es absolutamente imposible, pero poder haberlos conocido es la pera. En el plano deportivo para mí fue especial haber podido charlar con José Ángel Iríbar. Aunque no le vi jugar, he visto todo lo que he podido de él. Cuando trabajaba en Bilbao le he conocido en el plano institucional, el trato tan excelente con todo el mundo, esa elegancia… Y después también tuve un contacto fuerte de emoción con el ciclismo. En 1990, con once años, vi ganar a Miguel Indurain en la puerta de mi casa en una Vuelta al País Vasco. Fue un año muy importante para él y fuimos a hacer un trabajo a Indurain, nos firmó... Con el paso del tiempo he tenido la oportunidad de charlar con él en antena. Conocer a esos deportistas que han sido referencia para ti te hace ilusión.

"Respetaré al máximo el legado de Michael Robinson; la joya de la corona es el reportaje"

Dani Garrido

Una de actualidad. ¿Le atrae la Superliga europea o prefiere el sistema actual de ligas nacionales y competiciones europeas?

Habrá que ver el modelo. Eso lo primero. Si es una Champions evolucionada, con un formato en la que cualquier equipo de Europa tiene la oportunidad de clasificarse a través de su liga y protagonizar alguna sorpresa, me parecería una idea buena. Soy radicalmente contrario a una Superliga cerrada. No lo concibo. Matar el sueño de la proeza, el de la sorpresa, matar la igualdad de oportunidades en el fútbol... A eso yo votaría no radicalmente. Soy muy de la Liga. Es lo que más me gusta. Me encantan las grandes noches de Copa de Europa, pero el fútbol es la sorpresa. La portada en el AS es la proeza. No es un 3-0 de un equipo superior a otro inferior. La gran portada es lo que nadie espera. Igual durante todo el año solo hay una o dos, pero es ese día en el que David puede con Goliat. Es lo que siempre me ha gustado del fútbol. Evidentemente me encanta un Barcelona-Bayern, un Real Madrid-Liverpool, un Atlético-Juventus, pero creo en la exclusividad de ese producto. Si deja de ser exclusivo, de darse una o dos veces al año y se dan aleatoriamente todos los fines de semana o todos los martes y miércoles, creo que el producto va perder valor. Lo que no puede ser es esta gente que aplaude la Copa de todos y luego también le parece bien la Superliga cerrada. No puede ser… Creo que quizás la Champions sí merece una revisión, una evolución para intentar optimizarla, pero no creo en la Superliga cerrada. Sería un tiro en el pie para el fútbol moderno.

TIempo de radio. Felicidades por el EGM. Carrusel Deportivo sigue líder.

Sí. Estamos muy contentos. Espero que no se entienda como falsa modestia, pero al final trabajamos para los oyentes. Cuanta más audiencia mejor, pero nuestra alegría es la alegría de la gente que conecta con nosotros en cualquier momento y que decide que Carrusel es un buen producto. Para entretenerse, seguir un partido de fútbol o por la cuestión que sea. Ya sea en un salón, en una cocina, dando un paseo, en el curro, camino de un estadio cuando se pueda volver... Que elija Carrusel. Y creo que no es del director actual ni de la gente que trabaja en él. Es una marca desde 1950 que ha sido siempre muy sólida. Estamos muy contentos de celebrar el liderato. No soy quién para valorar los resultados de otros productos y otros compañeros. Cada grupo de trabajo desarrolla su labor con su estilo de la mejor forma posible. La radio demuestra que es un medio muy vivo y nosotros lo que podemos hacer es celebrar el número, el liderato, seguir adelante, seguir pasándolo bien, seguir emocionándonos y seguir defendiendo la marca Carrusel. Independientemente de quien la defienda.

"En la pandemia vi que todavía no soy un comunicador tan completo como creía"

Dani Garrido

Durante la pandemia ha habido que hacer una radio más cercana.

Sí. Sobre todo entre marzo y julio. Hasta la vuelta de la Liga. Aprendí muchas cosas. Me di cuenta de que todavía no soy un comunicador tan completo como creía. Acercarse a ese lado humano de los verdaderos problemas que se dan es complejo. Hay que tratarlos con una especial sensibilidad. Tiramos mucho de los oyentes de la radio. Ellos tuvieron un hilo conductor muy importante en esos meses tan complicados. Tuvimos compañía... Humildemente volvimos a los valores más elementales de la radio. Simplemente estar ahí, hacer compañía, escuchar al oyente, que nos contara lo que quería contar... Recuerdo que recibimos llamadas muy emotivas, muy duras, muy complicadas, otras de esperanza... Fueron meses que esperemos no vuelvan porque sería señal de que seguimos adelante y todo va bien, pero fueron meses también de los que aprendimos mucho y en los que nos emocionamos mucho con los oyentes.

Un trabajo en equipo. Y un equipo amplísimo.

En todas las labores que uno desarrolla un fin de semana, con Primera, Segunda, baloncesto, balonmano, eventos de cualquier tipo, pueden participar cerca de 150 o 200 personas. Lo más sencillo de Carrusel es presentarlo. Tú tienes un talento muy importante en cualquier campo, cancha o comentario y eso es sencillo. Es entender que tienes que realizar y dar paso a la gente que verdaderamente sabe. Lo complicado es la producción. Es un trabajo muy diferente y complejo. Y yo tengo a los mejores. Los tengo en la producción, a los mejores comentaristas y a los mejores inalámbricos. Así todo es mucho más sencillo.

Pida un deseo para 2021.

Me gustaría que fuera un gran año. Que dejáramos atrás una situación muy compleja que ha dejado muchas víctimas y muchas familias rotas sin explicación en el camino. Este ha sido un año muy difícil. No tenemos que correr, pero sí tengo la esperanza de que en 2021 volvamos, en la medida de lo posible, a la normalidad. Con las medidas que vamos a tener que mantener los siguientes meses e incluso años... Deseo que 2021 sea un año de salud. Que la cosa mejore, que no perdamos a más gente por el camino por causas que no esperábamos y que la situación económica mejore. La sanitaria es lo fundamental, pero también necesitamos recuperar la estabilidad de las familias.