JUVENTUS

"Cristiano no bebía ni en Navidad; cada entrenamiento era una guerra..."

Además, Berbatov analiza la entrevista de Raiola. "Es embarazoso para el futbolista. Y nos olvidamos de que Raiola trabaja para Pogba y no al revés", asegura.

"Cristiano no bebía ni en Navidad; cada entrenamiento era una guerra..."
JOSEP LAGO AFP

Dimitar Berbatov, leyenda del Manchester United entre otros y embajador de Betfair, cree que Paul Pogba, actual mediocampista de los diablos rojos, podría reencontrarse con su mejor versión en el Real Madrid, junto a Zinedine Zidane. Berbatov apuesta por la salida del francés de Old Trafford seguro de que su rendimiento en Manchester es difícil que vuelva al que era cuando fichó como una estrella. El búlgaro también criticó las declaraciones de Mino Raiola, agente de Pogba, en las que afirmó que el futbolista no era feliz en su actual equipo.

"Yo le deseo lo mejor a Pogba y lo quiero ver regresando a su versión más decisiva porque es un buen chaval. ¿Si irse al Real Madrid es la solución? Quizá juntarse con Zidane podría ser una buena manera de reiniciarse. Estoy seguro de que para Pogba sería magnífico, porque Zizou jugaba en su misma posición y era el mejor en ese puesto. Podrían hablar y generar una conexión especial", empezó a valorar Berbatov.

"Además, Zidane es francés y eso ayuda. Son pequeños detalles, pero Zidane ha estado en la situación de Pogba y podría sacar lo mejor de Paul para intentar ser el mejor centrocampista del mundo, como lo fue Zidane", continuó el embajador de Betfair.

"Lo mejor para Pogba es que se vaya, no está en forma"

Sea su destino Madrid o cualquier otro, lo que Berbatov tiene claro es que los días de Pogba en el United están cerca de acabarse. "Si es verdad que es genuinamente infeliz, si continúa quedándose fuera de las alineaciones, entonces sí, creo que lo mejor es que se vaya del United", añadió el exinternacional búlgaro.

Berbatov, con todo, no obvió la parte de responsabilidad que tiene Pogba en su situación. "Yo no lo veo en buena forma. Es verdad que ahora juega después de tener COVID, que podría ser un factor importante. Aún así, se ve que Solskjaer no tiene confianza en él y sí, lo mejor sería que United y Pogba separaran sus caminos", insistió el embajador de Betfair.

"Raiola se equivoca, él trabaja para Pogba y no al revés"

Para Berbatov, las declaraciones de Mino Raiola antes de que se jugase el decisivo Manchester United – Leipzig de la Champions (el United cayó de la máxima competición continental) fueron un error. El representante italiano, agente de Pogba, desveló la infelicidad del futbolista en su actual club y abrió la puerta a la salida del mediocampista justo antes del partido.

"No creo que Pogba supiera lo que Raiola iba a decir. Es embarazoso para el futbolista. Y nos olvidamos de que Raiola trabaja para Pogba y no al revés. Los representantes tendrían que hacer lo que digan sus jugadores. Esa entrevista no es manera de hacer las cosas. Claro que Raiola y Pogba habrían hablado de su situación en el United, pero darla a conocer antes de un partido tan trascendente creó una grandísima confusión totalmente innecesaria", añadió el embajador de Betfair.

"Algo así jamás habría sucedido en mis años en el United. Con Ferguson nadie se habría atrevido a hablar contra el equipo o el entrenador, nadie se atrevía a faltar así el respeto del club y del mánager. Esto se habría solucionado esos días de dos maneras: con Pogba jugando o saliendo por la puerta", afirmó tajante Berbatov.

"Cristiano Ronaldo no bebía ni en Navidades"

Berbatov compartió vestuario con Cristiano Ronaldo, uno de los nombres de la semana después de su doblete en el triunfo de la Juventus 0-3 ante el FC Barcelona en el Camp Nou. El embajador de Betfair aplaudió sus récords y recordó como en sus inicios, cuando jugaron juntos en el United, ya se veía que la ambición del ex del Real Madrid no tenía límites.

"He sido un tipo afortunado por compartir aquella temporada juntos. Entrenar con él era como una guerra, porque no pensaba en otra cosa que no fuera ganar en todo, incluido los pequeños juegos que organizábamos. Pero eso no era malo, al contrario. Cristiano era un buen chaval que aumentaba la atmósfera de competitividad del equipo", añadió Berbatov.

"Era divertido y cariñoso. En las fiestas de Navidad que organizábamos los jugadores nos los pasábamos de maravilla, pero muy profesional. Jamás le vi beber ni siquiera esos días. Se cuidaba de modo extremo. Llegabas a entrenar y ya estaba en el gimnasio. Luego se quedaba a hacer trabajo extra rematando a puerta. Acababa, y se iba a nadar y volvía al gimnasio. Estaba decidido a ser el mejor", desvela el embajador de Betfair.

"Cuando Cristiano se retire claro que llegarán otras estrellas, pero hasta que él y Messi no cuelguen las botas, no nos daremos cuenta de la dimensión de estos dos deportistas que ahora vemos cada día", concluyó Berbatov.