OSASUNA

"Maradona me agradeció mi marcaje tan limpio"

El exjugador de Osasuna, Javier Castañeda, fue el defensa que más limpiamente le había marcado, según el ídolo argentino recientemente fallecido.

"Maradona me agradeció mi marcaje tan limpio"
AS.COM

Javier Castañeda se midió a Maradona en seis ocasiones durante su carrera deportiva, todas ellas cuando el astro argentino jugaba en el Barcelona. Tras uno de esos encuentros Maradona dijo de él que había sido el central que más limpiamente le había marcado. Castañeda recuerda a ‘El pelusa’, como un tipo cercano y lamenta que uno de los mejores futbolistas de la historia se haya marchado tan joven.

Pregunta. ¿Cuántas veces se midió a Maradona?

Respuesta. Seis veces, todas ellas cuando estaba en el Barcelona. Estuvo allí dos temporadas y nos cruzamos en los cuatro partidos de Liga y en dos de Copa, que nos toco el Barça como rival.

¿Qué suponía para un central tener que marcar a un jugador del nivel del argentino?

En principio una gran responsabilidad porque era un crack. No sólo era que te midieras al Barcelona, sino que además tenías que marcar a Maradona.

Maradona llegó a decir de usted que era el defensa que le había marcado de manera más limpia…

Creo que a lo largo de toda mi trayectoria deportiva he sido un jugador duro, pero nunca fui de pegar patadas. Acoplaba mis características al rival al que me enfrentaba y a todos les he combatido deportivamente.

¿Maradona le llegó a comentar algo sobre su marcaje personalmente?

Recuerdo que en una ocasión, antes de empezar el partido me preguntó que a ver cuántas patadas le iba a dar ese día pero yo le dije que aquel día no tocaba darle patadas. Cuando acabó el partido estuve hablando con él y nos hicimos unas fotos y le felicité y le dije que para mí había sido un orgullo conocerle y él me dijo que estaba muy agradecido porque mi marcaje había sido muy limpio.

Al recordar esas palabras desde la lejanía en el tiempo, ¿se les da más valor?

Cuando marcas a un jugador de estas características o haces algo en la vida en una situación en la que no tienes nada que perder y mucho que ganar, si te salen las cosas mal no pasa nada porque quien tienes enfrente es un fenómeno y si te salen bien la repercusión que tiene es muy grande. La prueba es que de esto han pasado 38 años, fue en 1982, y estamos hablando de ello. Es muy bonito.

Recuerda a Maradona como una persona cercana

Sí. Lo poco que tuve la suerte de habar con él fue las veces que nos enfrentamos pero el trato era muy agradable. Siempre hablábamos de cómo nos iba la vida y nos deseábamos suerte y que ganara el mejor.

¿Para usted era el mejor futbolista de la historia?

Sí. Para mí los tres mejores jugadores han sido Pelé, que lo vi de muy pequeño, después Cruyff y luego Maradona.

¿Tiene algún de Maradona especialmente grabado en la memoria?

Hacía goles fuera de lo normal. Para mí era un jugador que lo tenía todo; técnica, talento, espíritu ganador, carisma, actitud. Hay jugadores que son muy buenos, y que son considerados los mejores del mundo, pero no dejan huella, no transmiten ese poso de líder que transmitía él. Fíjate con su muerte la que se ha montado en Argentina. Son personas que pasan y dejan huella, por ser como son se convierten en mitos. Tenía un carisma brutal, como Pelé y Cruyff.

Por desgracia Maradona fue muchas veces noticia por temas externos al fútbol, ¿cree que le pudo el personaje?

Sí. En mi opinión se rodeo de gente que no le hizo bien. Independientemente de su carácter o su forma de ser, si se hubiera rodeado de gente que le hubiera aconsejado de otra manera, su vida hubiera sido distinta.

Él mismo decía que con Diego iría al fin del mundo pero con Maradona ni a la vuelta de la esquina…

Declaraciones que él mismo hacía dejaban ver que él sabía que había cometido muchos errores. Yo no soy quien para juzgar a nadie, pero cometió errores y ha llegado un desenlace triste porque era muy joven.

¿Qué supone para el mundo del fútbol el fallecimiento de Maradona?

Es un golpe muy fuerte porque era alguien que transmitía emociones, sensaciones, que aportaba mucho en declaraciones, en formas de actuar, de pensar. La pena es que se ha ido con 60 años, demasiado joven.