CELTA

El primer equipo se despide de A Madroa después de 30 años

Los pupilos de Coudet y el filial celeste se ejercitarán a partir de este jueves en la Ciudad Deportiva Afouteza, fuera de la ciudad de Vigo.

La plantilla del Celta mantiene una reunión durante su último entrenamiento en las instalaciones de A Madroa.

El entrenamiento de esta tarde ha sido histórico en los casi 100 años de existencia del Celta. Después de tres décadas ejercitándose a diario en las instalaciones de A Madroa, el primer equipo del club vigués traslada su cuartel general. A partir de este jueves trabajará en la Ciudad Deportiva Afouteza, que se inaugurará oficialmente el sábado.

La mudanza de la entidad presidida por Carlos Mouriño a las instalaciones construidas en el municipio de Mos, colindante con la ciudad de Vigo, será paulatina. En esta primera fase serán los pupilos de Eduardo Coudet y el filial celeste los que abandonen A Madroa, una ciudad deportiva propiedad del ayuntamiento olívico que el Celta ha disfrutado en exclusiva desde 1990.

El proyecto bautizado como Afouteza, principal motivo de la guerra sin cuartel protagonizada en los últimos años entre Mouriño y el alcalde vigués Abel Caballero, abre sus puertas con casi dos años de retraso respecto a la fecha inicialmente anunciada por el Celta. La inversión realizada hasta el momento, en tres campos de fútbol y en un edificio multifuncional, supera los 10 millones de euros.

El ambicioso plan todavía está dando sus primeros pasos porque el club quiere construir siete campos más para los entrenamientos de sus categorías inferiores, un miniestadio y, sobre todo, un centro comercial para el que aún no ha conseguido adquirir los terrenos necesarios.