LÓPEZ NIETO

“Con el VAR se simula menos, pero se exagera más”

López Nieto, miembro del comité de designación arbitral, pone como ejemplo el polémico penalti de Lenglet sobre Sergio Ramos en el Clásico: “El VAR ha cambiado el fútbol”.

“Con el VAR se simula menos, pero se exagera más”

Antonio Jesús López Nieto, ex colegiado internacional y miembro del comité de designaciones arbitrales de LaLiga, opinó sobre el funcionamiento y la aplicación del VAR en el fútbol español en el programa Área Malaguista, de 101 TV. El malagueño trató de arrojar luz sobre el videoarbitraje, no eludió los numerosos debates que han surgido a raíz de su introducción, se muestra partidario de replantear algunas de sus aplicaciones y tiene muy claro que el fútbol ha cambiado de forma notable desde la entrada en funcionamiento de la tecnología.

El VAR ha cambiado el fútbol. Ahora se simula menos, pero se exagera más. Ahora hay menos piscinazos, el jugador espera a que haya un contacto y cuando se produce, exagera, protesta, llama la atención, porque sabe que el VAR va a estar atento a lo que le han pedido en el campo. Cuando se ve un detalle de cualquier jugador se revisa para rescatar lo que se le haya podido ir”, explicó López Nieto, quien también se refirió a la jugada que más polémica ha generado en lo que va de temporada, el discutido penalti de Lenglet a Sergio Ramos que decidió el Clásico y que provocó muchísimo debate: “Si lo analizas fríamente, ¿un agarrón a un contrario es penalti? Si en la tele veo un agarrón tengo que llamar al árbitro, si no lo hago estoy prevaricando. Y si yo te agarro en una dirección y tú te mueves en la dirección contraria, en la tele se ve el agarrón de la camiseta muy claro. Ese es el mundo VAR. Aunque te quede la sensación de que esa no es la causa - efecto de la jugada (en dicha jugada Ramos cayó en el sentido contrario al que se produjo el agarrón), reglamentariamente, legalmente, es penalti. Aunque por dentro digas ‘Dios mío, vaya penalti he tenido que pitar’. Ahora prima la exageración, no la simulación. Y ahí no vemos la intensidad y entramos en un nuevo debate. Hay jugadas que cuando se plantean en una reunión de árbitros estamos a un 50-50 o 60-40 de si es falta o penalti. Hay jugadas que son grises y sobre las que se puedan dar las dos decisiones y no por ello son decisiones erróneas”.

López Nieto reconoce que el VAR se implantó bajo unas premisas muy determinadas, pero las demandas y continuas quejas de los clubes han multiplicado su intervencionismo: “El VAR llega para jugadas claras y manifiestas, pero todo el entorno del fútbol empieza a demandar más. El debate del VAR es mucho más amplio. El VAR tiene muchas cosas positivas. Hoy en día no se ven goles en fuera de juego, es magnífico en jugadas dentro y fuera del área, te rectifica si el árbitro se equivoca al sacar una tarjeta a un jugador por error, si hay un pisotón muy claro… El problema del VAR está donde está la interpretación. Era para jugadas clamorosas, pero ¿qué es clamoroso? Cada uno lo ve desde su color. Cuando voy a LaLiga todos los clubes se quejan del VAR. Y si el VAR se equivoca con un equipo es porque ha beneficiado a otro. Todavía no he escuchado a ninguno decir que se ha beneficiado del VAR, a todos les ha perjudicado”, razonó.

El exárbitro también se mostró partidario de estudiar nuevas fórmulas de aplicación del VAR y considera planteable un procedimiento similar al que se usa en el tenis: “Los clubes se quejan de por qué se interviene en unas acciones y no en otras. A lo mejor podría replantearse que se usase en fueras de juego, goles, acciones que son dentro o fuera del área… y que luego, al estilo tenis, cada club tuviese derecho a solicitar que se revise una jugada por cada partido y, en caso de llevar razón, seguir manteniendo la posibilidad de esa reclamación. Podría ser una solución, pero en vez de aportar debates de bar, con ‘b’, habría que aportar debates que puedan ser positivos de cara al fútbol. Pero eso hay que hacerlo cuando no haya ninguna jugada de por medio, cuando tenemos la cabeza fría y sabemos lo que queremos para el fútbol”.