ATLÉTICO MADRID-SALZBURGO

Patson Daka, el heredero de Haaland que amenaza al Atlético

El zambiano recogió el regalo envenenado de ser su recambio en enero y no ha desmerecido en absoluto. Otro ejemplo de que la filosofía Red Bull funciona.

Patson Daka (9-10-1998, Chingola, Zambia) volvió a marcar el sábado en la victoria del Salzburgo por 0-2 al Austria Viena. El delantero africano lo hizo, esta vez, saliendo desde el banquillo para engordar su cuenta a seis goles en cinco partidos en la Bundesliga austriaca. Adorna sus cifras en el campeonato con tres asistencias para un global de 12 goles y cuatro asistencias entre todas las competiciones en lo que va de curso. Incluidos los dos tantos que sirvieron para eliminar al Maccabi y que el Salzburgo estuviera en la fase de grupos. Daka cumple el perfil Red Bull y viene demostrando que no le pesa la etiqueta de sucesor de Haaland en el club austriaco. Una vez más, el método Salzburgo, el método Red Bull, funciona. Y muy bien.

Patson recibió en enero una herencia envenenada. Haaland, el referente goleador del equipo se marchaba al Dortmund a mitad de ejercicio y todas las miradas se volvían hacia el africano. “Haaland hay solo uno y Patson, también hay solo uno, lo que quiero es que se vea la mejor versión de mí mismo”, afirmaba el zambiano. Es lo que ha hecho. Haaland hizo las maletas rumbo a Alemania dejando detrás 16 goles en 14 partidos de la Bundesliga austriaca y ocho goles en seis partidos de la Liga de Campeones. De primeras, el zambiano de 22 años tuvo un impacto similar, aunque se ha moderado. Y es que su trayectoria guarda similitudes con la del ariete noruego. Salvando las latitudes, claro. Si Haaland tenía el fútbol en la sangre, ya que su padre, Alf-Inge, fue jugador de la Premier, el de Daka, Nathali, también jugó en su país en los años 90. “Él no tuvo las oportunidades que yo he tenido”, sentencia Patson. El delantero africano llegó a Austria en 2016 de la mano de la agencia de representación de Kanoute, después de que en Zambia se le nombrara sucesor del mítico Chitalu. En abril de 2017 debutaba en la Youth League con el Salzburgo marcándole al Barcelona en semifinales para eliminar al equipo español y hacía el gol del empate en la final contra el Benfica.

Este verano se llegó incluso a hablar de efecto dominó en la maquinaría de la entidad de bebidas energéticas. Se propuso a Daka como relevo de Timo Werner en el Leipzig, pero al final no fue así. Sigue fogueándose con el club austriaco. Concluyó el pasado ejercicio con 24 goles en 31 partidos de la Bundesliga austriaca. Se trata de un ariete menos espigado que Haaland, pero igualmente exhuberante que exhibe velocidad y recursos. Con facilidad para definir con ambas piernas al primer toque y también explosividad atacando la espalda de la defensa. Un killer con la portería únicamente en la cabeza que se enfrentará a la defensa del Atlético y a Oblak con la misión de dar esperanzas europeas a la otra facción de la Red Bull. Ante el Lokomotiv (2-2) ya dio una asistencia. El Atlético, tras la debacle de Múnich, tendrá que vigilar al africano para sumar sus primeros puntos en la Champions.