INGLATERRA

Diogo Jota: el Liverpool sigue la vía de Salah, Mane y Firmino

El portugués ha costado más que cualquiera de los tres de arriba, que ya son leyendas vivas de los reds. El futuro le pertenece.

Diogo Jota: el Liverpool sigue la vía de Salah, Mane y Firmino

Abril, junio y octubre del 92. Apenas meses separaron las fechas de nacimiento de Sadio Mané, Roberto Firmino y Mohamed Salah. Todo el tridente del Liverpool está disfrutando en plenitud del fútbol y de los 28 años en su momento de forma. Su carrera, como en ataque, parece bien unida y hasta coordinada. 

A pesar de que ninguno llega a la treintena y que el declive no parece ni cerca, el Liverpool ha visto la oportunidad de preparar el relevo y no ha dudado en invertir más de lo que se gastó en cualquiera de estos tres en Diogo Jota.

El portugués ha triunfado en el Wolves de Nuno como uno de los jóvenes talentos de la Liga inglesa y, aunque ahora parece caro, en Anfield demostraron con los tres delanteros antes citados que, a la larga, fueron una inversión notable. Por Jota han pagado al Wolves 50 millones superando los 41 por Mané al Southampton, los 42 por Salah a la Roma y los 41 por Firmino al Hoffenheim. A día de hoy, el senegalés está valorado en 120 M€, el egipcio en otros tantos y el brasileño en 72 'kilos'.

Ahora, Jota aparece como la pieza perfecta para poder dar respiro a Salah o a Mané en partidos de menor exigencia además de para revolucionar las segundas partes. El luso puede jugar en ambas bandas, aunque su mejor rendimiento lo ofreció la temporada pasada desde la izquierda, y también de media punta si Klopp lo requiriese.

Con 16 goles y seis asistencias en 48 partidos en la 19/20, con Jürgen cabe esperar que sus cifras goleadoras vayan a más como ya ha sucedido en tantos otros casos: Lewandowski, Aubameyang o su actual tridente en Anfield. Del míster y, sobre todo, del jugador depende en dejar esta inversión en irrisoria como ya pasó con los tres anteriores.

El cuarto fichaje más caro

Con sus 50 millones de euros, la factura abonada por Diogo Jota es la cuarta más cara de la historia del club red superado por tres éxitos y una inversión que aún no ha dado todo lo que se esperaba. El más caro es Virgil Van Dijk, con 84,6 millones de euros, fichaje clave en este nuevo ciclo ganador de los de Anfield. Tanto como el segundo, Alisson Becker (62,5 M€), dos pilares del éxito reciente. El tercero fue Naby Keita, cuyos 60 millones no parecen justificados, de momento, por el rendimiento ofrecido. Jota ocupa el cuarto lugar seguido de un Christian Benteke que no resultó (46,5 millones). Si así Fabinho, sexto en este ránking, que se ha hecho dueño del medio del campo red y por el que se pagaron 45 millones de euros.