GIRONA

Nueve clubes están atentos al futuro del Girona en el playoff

Sevilla, Espanyol, Getafe, Celta, Osasuna, Eibar, Cádiz, Las Palmas y Stuttgart están pendientes de hacer tratos con el club rojiblanco este verano.

Nueve clubes están atentos al futuro del Girona en el playoff
EDDY KELELE

No haber finalizado todavía la temporada tiene muchísimos más contras que pros. Y uno muy claro que está sufriendo la dirección deportiva del Girona es que tiene paralizada la planificación de la próxima campaña. El director deportivo, Quique Cárcel, no escondió que “cambia mucho estar en Primera o en Segunda” y de ahí que hasta que no acabe el playoff, el Girona no sabrá en qué categoría milita. Pero no solo es una preocupación para el conjunto rojiblanco, sino que esto también provoca que nueve clubes, que están pendientes de hacer tratos con la entidad gerundense este verano, estén también a la expectativa.

Y es que este es un factor que puede ser determinante en el devenir del mercado en clave rojiblanca. Si el Girona logra el ascenso a Primera, tendrá que comprar, de manera obligatoria, a siete jugadores. Por ello, siete clubes están a la espera de ver qué pasa en el playoff. El Getafe está atento por Ignasi Miquel, el Eibar por Jordi Calavera, el Stuttgart por Pablo Maffeo, Osasuna por Brandon, el Cádiz por Brian Oliván, Las Palmas por Cristian Rivera y el Celta por Jozabed. ¿Pero qué pasará si el Girona no sube? La cláusula de compra obligatoria no existe si el Girona permanece en Segunda y estos siete jugadores deberán volver a sus clubes de origen. Y, entonces, su futuro estará en el aire con el problema añadido de que los mercados de fichajes estarán muy avanzados y encontrar equipo estará más complicado.

El momento actual no es nada sencillo. Ni para los clubes ni para los jugadores porque hay mucha incertidumbre. Pero hay dos futbolistas más, y, por lo tanto, otros dos clubes que están pendientes también del futuro del Girona. Y se trata del Sevilla, por Yassine Bounou, y el Espanyol, por Bernardo Espinosa. Ambos salieron cedidos este curso porque su deseo era seguir compitiendo en Primera y en sus contratos se incluyeron opciones de compra. En cuanto al portero marroquí, el Sevilla está inmerso en la disputa de la Europa League y su decisión aún se alargará unos días. Tampoco le corre prisa porque sabe que, como mínimo, hasta el 16 de este mes (se alargará hasta el 23 si alcanza la final), el Girona estará jugando el playoff de ascenso a Primera. Pero el Espanyol no está tan tranquilo. Con el descenso, la dirección deportiva blanquiazul quiere avanzar todo lo posible en la plantilla del próximo curso y para estar en Segunda duda en si comprar a Bernardo o no. Además, el jugador también está esperando a ver si el Girona vuelve a Primera porque entonces, por contrato, será rojiblanco. Hay muchas dudas. Lo que es seguro es que esta tardanza en la disputa del playoff no solo está perjudicando al Girona a la hora de planificar su próxima temporada, sino que, por ello, está arrastrando a otros nueve clubes.