ESPANYOL

Wu Lei: “Los milagros empiezan con los pies en el suelo”

El jugador chino del Espanyol recuerda que él avisó de que quería ir a la Europa League cuando "era un sueño, pero se cumplió”. “Ahora, podemos salvarnos".

Wu Lei Espanyol and FC Barcelona at RCDE Stadium
David Ramos Getty Images

En un chat con aficionados chinos, Wu Lei respondía este lunes preguntas de todo tipo. Desde los seguidores que le preguntaban por su estancia en Barcelona (“es hermosa”, afirmó) a sus comidas favoritas en la Ciudad Condal (“jamón y mariscos”, dijo). Pero también sobre la marcha de un Espanyol que reanudará LaLiga a seis puntos de la permanencia.

Los milagros del fútbol comienzan con los pies en el suelo”, sentenció Wu Lei, quien evocó un presagio suyo que ya se hizo realidad: “Cuando fiché por el Espanyol, el año pasado, dije que esperaba que fuéramos a la Europa League. En aquel momento era un sueño, pero se cumplió, y todos deberíamos recordarlo”, remarcó. Y zanjó: “Definitivamente, podemos salvarnos”.

Más jocoso se mostró con un hincha que le preguntó por su pose seria cuando, el pasado 4 de enero, celebró el gol que daba al Espanyol un valioso empate ante el Barcelona (2-2), en el minuto 88 del derbi disputado en el RCDE Stadium. ¿Por qué estaba tan tranquilo al festejar el tanto? “Porque todo estaba bajo control”, bromeó.

También reconoció el atacante que parece gafada la pretemporada que, desde el verano de 2019, trata de realizar el Espanyol por su país, pero que por segundo año consecutivo se va a tener que suspender: “Hace tiempo que espero que el equipo pueda ir a China en pretemporada, para que mis compañeros sepan más sobre mi país. Pero el año pasado fue por la clasificación por la Europa League, y ahora por la epidemia lo más probable es que deba posponerse nuevamente”, admitió.

Finalmente, y aparte de asegurar que “todo ha vuelto a la normalidad, no habrá ninguna secuela por el coronavirus”, cuestionado sobre su punta de velocidad, volvió a bromear Wu Lei: “Digo que soy rápido, pero solo corro 0,1 segundos antes que otros. Lo rápido es mi cerebro”.