RACING

La Albericia no llega para el protocolo de Tebas

No tiene problema de vestuarios para poder separar a los jugadores, pero solo hay dos campos de hierba natural y la Residencia no cubre las necesidades

La Albericia no llega para el protocolo de Tebas
Nacho Cubero DIARIO AS

Los hay que están peor, desde luego, especialmente entre los más modestos de LaLiga Smartbank, pero al Racing no le dan sus Instalaciones Nando Yosu para cubrir las necesidades que fija el borrador del protocolo de vuelta a la competición que ha preparado LaLiga que dirige con mano de hierro Javier Tebas.

De lo único que van sobradas las Instalaciones es de vestuarios: dispone de 18, por lo que cumplir la norma de que en cada uno de ellos no haya más de 3 personas a la vez es perfectamente factible sin necesidad de ninguna adaptación. Más complicado está el tema de los campos. En La Albericia no hay más que dos terrenos de juego de hierba natural, por lo que cumplir con el protocolo previsto por LaLiga para la primera fase de entrenamiento, 'un máximo de dos futbolistas por terreno de juego, uno en cada lado', obligaría a realizar el entrenamiento en siete turnos, ya que habitualmente Oltra cuenta con 27 futbolistas, los de la primera plantilla más Lucas Díaz y Marco Camus. Si se incluye en la rotación de sesiones a los Campos de Sport de El Sardinero se reduciría a cinco turnos.

El capítulo de manutención no debiera ser un problema irresoluble. La cocina de la cafetería de las Instalaciones podría encargarse del desayuno, la comida y la cena del primer equipo y sus auxiliares si fuera necesario. De hecho, la plantilla ya desayuna allí cada día y come regularmente cuando viajan justo después de un entrenamiento.

Lo que no tiene arreglo es la estancia. La sugerencia de LaLiga de mantener en régimen de concentración a la plantilla desde que comiencen los entrenamientos hasta que acabe la competición es imposible de llevarla a cabo en la Residencia de las Instalaciones Nando Yosu. Aunque se trata de habitaciones recién remodeladas y acogen a futbolistas del Rayo Cantabria o de las secciones inferiores que son de fuera de Cantabria con dignidad, no dan para el primer equipo. Ni por cantidad, hay solo 13 camas, ni por calidad, ya que se trata de habitaciones modestas, algunas con literas, que no cumplirían bajo ningún concepto los estándares que exigirían unos profesionales para una concentración de cerca de dos meses. No quedaría por tanto más remedio que alquilar un hotel al completo, ya que el protocolo exige exclusividad.

Si un equipo histórico, aunque en LaLiga Smartbank, con instalaciones propias como el Racing, tiene complicado cumplir con el protocolo preparado por el equipo de confianza de Javier Tebas para la vuelta a la competición, ¿que será de los más modestos? Y aunque no están en LaLiga, ¿los de Segunda B que protocolo seguirán? Porque que sean peores futbolistas no implica que su salud sea menos importante. ¿Y los de Tercera?