ALAVÉS

Los aficionados del Alavés podrán disfrutar esta noche de la final de la UEFA de 2001

Teledeporte lo emitirá a las 22 h y las redes sociales ya arden en Vitoria.

Téllez y Javi Moreno en la final de la UEFA que el Alavés jugó y perdió contra el Liverpool.

El partido más importante de la historia del club vitoriano podrá ser visto de nuevo esta noche por la pequeña pantalla. Se trata de la final de la Copa de la UEFA del 16 de mayo de 2001 que terminó con un increíble 5-4 a favor de los ingleses con el ya desterrado "gol de oro" dentro de una prórroga.

Más de 10.000 aficionados alaveses se desplazaron a Dortmund para presenciar la final europea. El Westfallen Stadium fue la última estación de un periplo que comenzó en Gaziantep, continuó en Dramen, pasó por la eliminación del Rosenborg, Inter, Rayo Vallecano y Kaiserslautern antes de viajar al choque definitivo. Para una ciudad que entonces tenía 230.000 habitantes fue un sueño hecho realidad gracias a los jugadores de José Manuel Esnal, Mané.

El Alavés, que vistió los colores de Boca, salió con Herrera en la portería; tres centrales (Eggen, Karmona y Téllez) y dos bandas largas: Contra por la derecha y Delfí Geli por la izquierda. En la medular formó con Astudillo, Desio, Tomic y Jordi Cruyff. El referente arriba era Javi Moreno. Luego saltaron al campo Iván Alonso, Pablo Gómez y Magno Mocelin.

El Liverpool marcó dos goles muy pronto y ya ganaba por 2-0 en el minuto 20. Iván Alonso recortó de cabeza pero McAllister marcó de penalti y el choque se fue al descanso con un resultado de 3-1. El comienzo de la segunda mitad fue de locos con dos goles de Javi Moreno. Pero Mané lo sentó para equilibrar la medular y el Liverpool anotó el cuarto. Cuando quedaban tres minutos para el final, Jordi Cruyff hizo el 4-4. En la prórroga, el Alavés se quedó con nueve efectivos por las expulsiones de Magno y Karmona y llegó el fatal desenlace con el tanto en propia puerta de Delfí Geli. Había gol de oro y no dio tiempo para nada más. Los jugadores terminaron tumbados en el césped, llorando de forma desconsolada.

Fue una final épica que se podrá revivir de nuevo esta noche a partir de las 22 h en el canal de Teledeporte. Las redes sociales están que arden en Vitoria y no sería de extrañar que se celebren los goles a grito pelado desde los balcones y las ventanas de una ciudad muy castigada ahora mismo por la epidemia del coronavirus. Muchos aficionados jóvenes no han tenido nunca la ocasión de ver el partido completo y será una buena ocasión para poderlo grabar. Los hinchas del Alavés fueron reconocidos esa temporada como la afición más deportiva de Europa. En definitiva, los que estuvimos allí para cubrir la información en Diario AS vivimos una derrota que nos dejó a todos un dulce sabor de victoria.