INGLATERRA

La Premier pide a sus futbolistas que se reduzcan el 30% su sueldo

Los 20 clubes de la Premier League han decidido aplazar la competición por tiempo indefinido. Solamente regresará con el visto bueno del Gobierno británico.

La Premier League no volverá a partir del 30 de abril. La competición inglesa ha decidido que la temporada 2019/20 queda suspendida de forma indefinida y sólo regresará "cuando sea seguro y apropiado hacerlo". Los 20 clubes de la Premier League se han reunido hoy y han vuelto a retrasar el comienzo de la competición, fijado hace unas semanas para el 30 de abril. No han hablado de una nueva fecha pero sí que han acordado que solamente se planteará el regreso de la competición cuando el Gobierno británico de su consentimiento.

Eso quiere decir, que la Premier solamente volverá cuando la situación sanitaria mejore. Hay un objetivo de recuperar todos los partidos de liga y copa que quedan por disputarse "para mantener la integridad de cada competición". En la reunión también han participado los clubes de la Football League (segunda, tercera y cuarta categoría del fútbol inglés) y la Federación de Fútbol inglesa.

La UEFA avisó a la Asociación de Clubes y Ligas Europeas que no den por finalizados los campeonatos, desaconsejando la vía elegida por Bélgica, ya que podría resultar problemático de cara a las próximas ediciones de la Champions League y de la Europa League.

Aunque el tema más polémico ha recaído en los salarios de los futbolistas. Los entrenadores Eddie How (Bournemouth) y Graham Potter (Brighton) han sido los primeros en reducirse la nómina de forma voluntaria. La Premier ha informado, en un comunicado, que está en negociaciones con los futbolistas para un rebaja salarial y aplazamiento del 30%. La intención es llegar a un acuerdo con el sindicato de jugadores profesionales (PFA) para que acepten ese trato y se rebajen un 30% su salario. En la jornada del sábado hay prevista una reunión para abordar el tema.

Acuerdo en realizar ayudas económicas

Así mismo los clubes han llegado a un acuerdo unánime para donar alrededor de 22 millones de euros al Servicio Nacional de Salud británico para ayudar en la lucha contra la pandemia. También se aprobó adelantar otro paquete económico de algo más de 140 millones de euros, destinado a la Football League (segunda, tercera y cuarta categoría) así como a la National League (quinta y sexta) para intentar paliar sus posibles problemas económicos.