BARCELONA

El vestuario blaugrana, entre la incredulidad y el hartazgo

Los jugadores del Barcelona se pasaron el día de ayer comentando en su grupo de WhatsApp la nueva polémica abierta por el club que afecta a más de uno de manera muy directa.

El incendio provocado por el club al contratar supuestamente una empresa digital para que creara estados de opinión a favor de Bartomeu y su junta y desprestigiara a jugadores, entorno y ex jugadores también ha llegado al vestuario blaugrana. Según ha podido saber AS, el grupo de WhatsApp de los jugadores se activó a media tarde para comentar largo y tendido esta información, desvelada en exclusiva por los compañeros de la cadena SER, en la que además se señalaba directamente a dos de los capitanes de la plantilla, Leo Messi y Gerard Piqué.

Las reacciones fueron de lo más variopintas: desde directamente el cachondeo y el jolgorio al escepticismo más absoluto pasando asimismo por la inquietud en algunos casos y la preocupación en otros. Y es que en el seno del vestuario no se entiende cómo el club está sumido en esta espiral de polémicas y escándalos una semana sí y otra también, que impide a los jugadores tener una semana para poder trabajar con tranquilidad, y más ahora pensando que la Champions y el Clásico están a la vuelta de la esquina. Si no es el secretario general, Eric Abidal, especulando abiertamente sobre un cierto pasotismo en los entrenamientos de algunos jugadores en la era Ernesto Valverde -con la respuesta contundente de Messi a través de las redes sociales-, es ahora Bartomeu, señalado como máximo responsable de una iniciativa, que en el mejor de los casos se puede considerar más que dudosa.

Lo cierto es que la sensación de hartazgo en la plantilla empieza a ser bien patente, consciente que son ellos los que están aguantando con alambres el equilibrio institucional del club, ya que una eliminación de la Champions o una derrota en el Clásico podrían tener consecuencias nefastas en el seno de la entidad. Y evidentemente la junta lo sabe, por lo que, según apuntaba ‘Mundo Deportivo’, Bartomeu tiene previsto reunirse directamente con los afectados por estas informaciones, Messi y Piqué, para apagar el incendio y suponemos dar alguna explicación coherente de este nuevo desaguisado.

Y es que en el vestuario empieza a haber voces disidentes que no entienden el camino que está llevando esta junta. Desde el fichaje frustrado de Neymar, la negativa a reforzar en el mercado de invierno pese a marcharse hasta tres jugadores, la forma en que se gestionó la marcha de Ernesto Valverde con las calabazas incluidas de Xavi Hernández, las insinuaciones públicas de Abidal de que los jugadores fueron los que bajaron el pulgar sobre la continuidad de Valverde y ahora las informaciones que apuntan que desde el propio club se abrió la veda para eriosionar directamente a la plantilla, son suficientemente graves para que la plantilla pida explicaciones y responsabilidades. Y, según parece, Bartomeu está dispuesto a darlas.