PORTUGAL

Mathieu la lía en Portugal: patada, expulsión y tangana

El jugador francés le pegó una patada a Esgaio sin opción de disputar el balón. Esta provocó una pelea entre los banquillos de Braga y Sporting.

Jeremy Mathieu la lio en las semifinales de la Copa de Portugal que se disputaron este martes entre Braga y Sporting de Portugal y que acabaron con victoria para los minhotos. 

Corría el minuto 92 de partido, el marcador iba 2-1 a favor del Sporting de Braga y los lisboetas estaban con uno menos por la expulsión de Yannick Bolaise. Ya con el partido a punto de finalizar, a Mathieu se le cruzaron los cables y se fue corriendo hacia Esgaio para propinarle una patada sin intención ninguna de disputar el balón, que ya no estaba ni cerca después del que jugador del Braga la enviara buscando a un compañero en el centro del campo.

La acción del francés, que fue expulsado al momento por el colegiado Nuno Almeida, desató una fuerte bronca entre los banquillos de ambos equipos a la que se sumaron también los jugadores que estaban sobre el césped. Almeida tuvo que sacar dos rojas más a Eduardo, portero suplente del Braga y a Eduardo Henrique, también suplente pero del Sporting, por lo sucedido durante la pelea. 

Mathieu se quedó algo apartado de la tangana y se marchó rumbo al vestuario mientras intercambiaba improperios con los aficionados locales que incluso le llegaron a tirar un papel rojo que no impactó en el cuerpo del jugador del Sporting.

Mathieu pidió disculpas al Braga

Rubén Amorim, entrenador del Braga, habló en la rueda de prensa posterior al encuentro y desveló que Jeremy Mathieu entró a pedir disculpas al vestuario del rival. "Quería destacar la actitud de Mathieu, que fue a nuestro vestuario y se disculpó con el jugador y con todos. Sobre el terreno de juego todos estamos nerviosos. Ver a un jugador de esta categoría hacer esto pone de relieve su calidad y la grandeza de su club. Mas que la confusión, es importante destacar la actitud de un gran jugador que va a al vestuario del otro equipo a pedir disculpas", explicó.

Por su parte, Silas, míster del Sporting, trató de explicar lo sucedido con el jugador francés. "Mathieu perdió la cabeza. Jeremy se queja de un manotazo en la espalda de Paulinho y creo que estaba enfadado toda la segunda parte. Con la expulsión de Bolasie, el toque de Paulinho... Creo que ha perdido un poco la cabeza. Después de una jugada así, los jugadores del Braga defendieron a su compañero y nosotros, al nuestro. Esas cosas pasan. No debería suceder pero, a veces, ocurre", aseguró.