CELTA

Juncà lleva dos meses metido en un laberinto

El carrilero izquierdo del Celta recae de sus problemas en el talón derecho y los médicos del club han solicitado una evaluación externa.

El lateral izquierdo David Juncà controla el balón durante un partido del Celta como visitante.
JOSE JORDAN AFP

Los problemas en la defensa del Celta nunca tienen fin. Óscar García solo dispone de cuatro zagueros en plenitud de condiciones para visitar el domingo San Mamés. A la nómina de bajas en la retaguardia está abonado David Juncà desde que llegó a Vigo en el verano de 2018. El último varapalo para el carrilero izquierdo ha sido recaer en sus problemas en el talón derecho.

El catalán arrastra una talalgia desde el 9 de noviembre debido a una contusión sufrida en la visita al Barcelona. Titular en el debut de Óscar contra los culés, volvió a trabajar con sus compañeros en el arranque de este 2020. Sin embargo, sus sensaciones no fueron positivas y ha retomado el trabajo en solitario.

Esta mala evolución ha sembrado dudas en los servicios médicos del Celta. El club comunicó este lunes que Juncà se someterá a una evaluación externa para buscar una solución alternativa a sus molestias.

Metido desde hace dos meses en un laberinto, el futbolista gerundense acumula cuatro lesiones en el año y medio que lleva vistiendo la camiseta celeste. La pasada campaña se perdió catorce jornadas por problemas físicos, una cifra que ya ha igualado este curso. Sus ausencias contrastan con la regularidad de Lucas Olaza, el otro lateral zurdo de la plantilla olívica.

Araujo

La segunda ronda de la Copa del Rey ha dejado a Néstor Araujo fuera de combate. El central mexicano tuvo que ser sustituido en Mérida y tras una primera exploración los galenos célticos señalaron que puede sufrir un esguince en el ligamento lateral interno de su rodilla derecha. El diagnóstico definitivo está a expensas de que se conozca el resultados de una resonancia magnética.

Descartado para el domingo en Bilbao, la baja del azteca podría coincidir con el alta de otro central como Jorge Sáenz. El tinerfeño está prácticamente recuperado del esguince acromioclavicular en el hombro izquierdo que lo ha tenido alejado de los terrenos de juego desde el pasado 19 de diciembre. Por su parte, Hugo Mallo sigue sin estar a tope físicamente y el lateral derecho solicitó el cambio en Mérida.