ARSENAL

Mikel Arteta recupera al mejor Pépé y devuelve la sonrisa a Özil

Los medios ingleses elogian la labor motivadora del técnico del Arsenal con la plantilla y su afán por hacer grupo. El técnico confirmó que Xhaka se queda.

La primera victoria de Mikel Arteta al frente del Arsenal llegó como un triunfo de prestigio ante el Manchester United de Solksjaer y con una gran noticia implícita: la exhibición de Pépé y el regreso de la mejor versión de Mezut Özil. Los medios ingleses destacan hoy la gran actuación del centrocampista alemán, que parecía condenado al olvido en la anterior etapa, con Emery al frente.

Noticias positivas que llegan tras doblegar a un grande, después de no pasar del empate sin goles en su debut ante el Bournemouth como visitante y tras caer en su primer partido en el Emirates ante el Chelsea (1-2).

Los medios ingleses destacan hoy la labor motivadora de Arteta con la plantilla, en especial con Özil, al que arrancó una amplia sonrisa al final tras abrazarle al final del encuentro para destacar su excelente actuación. “Bien hecho. Bien jugado”, fue lo primero que le dijo el técnico español.

Otra de las grandes noticias fue la exhibición de Pépé, el fichaje millonario de los gunners. Marcó el primer gol y tuvo un papel importante en el segundo, que anotó Sokratis. Los medios ingleses destacan hoy la efectividad en el pase del jugador de Costa de Marfil, con una precisión del cien por cien, las cuatro ocasiones claras que creó y, por supuesto, su gol.

Xhaka se queda

En Inglaterra también destacan la prioridad de Arteta por hacer grupo. Tras el encuentro ante el United, protagonizó un emotivo abrazo con Ainsley Maitland-Niles y Granit Xhaka, del que aseguró en la rueda de prensa tras el partido ante el United que seguirá en el Arsenal. A continuación, instó a los jugadores al grito de “juntos” para que acudieran a saludar a sus seguidores y agradecerles el apoyo recibido durante todo el encuentro.

El entrenador del Arsenal reconoció que tras el encuentro perdió la voz: "Perdí mi voz hablando con ellos, pero estoy muy contento. Principalmente por ellos y también por los aficionados. Estoy feliz por dar la vuelta en el estadio y porque vi caras sonrientes, energía, gente de pie y eso es lo que quiero".