JUVENTUS-UDINESE

Cristiano ha vuelto: cinco goles en cuatro partidos

El exmadridista, tras un noviembre complicado, ahora no deja de meter goles y lidera el triunfo de la Juventus ante el Udinese con un doblete.

Cristiano ha vuelto. La bajada de rendimiento de un noviembre sin goles entre molestias físicas y alguna polémica ya es un recuerdo: desde que ha empezado diciembre, el luso no deja de meter goles. Son cinco, en los últimos cuatro partidos: uno ante Sassuolo, Lazio y Bayer, dos en el enfrentamiento de hoy, ante el Udinese, el triunfo más cómodo de la Juventus en esta Serie A: la Vecchia Signora vuelve a ser líder, a la espera del Fiorentina-Inter de esta noche.

Sarri, tras las respuestas positivas de Leverkusen, decidió apostar de inicio, por primera vez, por el tridente que tantas veces había definido desequilibrado. En cambio, Ronaldo, Dybala e Higuaín, dominaron el partido y lo sentenciaron antes del descanso.

Ni siete minutos pasaron cuando la 'Joya' controló un pase largo de Bonucci y el balón acabó a Cristiano, que con una perfecta mezcla entre coordinación y potencia abrió la lata. Una inteligente asistencia de Higuaín, que partió a la zaga rival con un pase raso, le entregó el esférico al exmadridista para el 2-0, que realizó con un potente zurdazo. Fue la undécima diana de su temporada, en 19 partidos.

Un cabezazo de Bonucci, tras un córner, remató la faena en el 45’, aunque en la reanudación siguieron lloviendo ocasiones en ambas áreas. Dybala, que dio otra exhibición, golpeó el larguero con una deliciosa vaselina, mientras que Musso y el interior del poste le negaron el hat-trick a Cristiano. Los de Luca Gotti hicieron méritos para el gol del honor, que llegó en el descuento, cuando Pussetto batió a Buffon, titular por un problema físico de Szczesny.

Ese tanto fue el único lunar de una actuación perfecta de los bianconeri, que disfrutaron mucho de su tridente: veremos si Sarri se ha convencido a alinearlo más.

El Milán, por su parte, tras dos triunfos consecutivos no pasó del empate a cero en San Siro, con el Sassuolo, en un partido en el que le faltó claramente algo de suerte. En la primera mitad, un imparable Theo volvió a marcar un gol: hubiera sido el quinto de su temporada, pero el VAR canceló su disparo por una mano de Kessié en la misma jugada. En la reanudación los rossoneri asaltaron al equipo de De Zerbi, aunque Pegolo neutralizó al menos cinco ocasiones de los milanistas y Leao, en los últimos diez minutos, remató dos veces a la madera. Los milaneses ya tienen los mismos puntos de Nápoles y Torino, 21, y siguen lejos de los puestos de Europa.