Competición
  • Champions League
  • Mundial de Clubes

ATLÉTICO DE MADRID

Un Atlético de fogueo: hizo 32 remates a Juve y Barça y 0 goles

El equipo ha aumentado su producción en los últimos partidos y ante dos rivales de nivel, pero con nulo éxito. A los italianos les remató 15 veces; a los catalanes, 17.

El Atlético no da con la tecla y las fechas pasan. Si bien es cierto que la imagen de los últimos partidos ha sido mejor que antes del parón, el problema es que los triunfos no llegan. Y no por repetirlo el problema deja de ser grave: al equipo le falta gol. Y lo intenta, cada vez con más insistencia. Pero no le sale. En una de sus semanas más complicadas de la temporada, con viaje a Turín y visita del Barcelona, el Atleti realizó 32 remates... y no marcó ni un gol. 

En el Wanda Metropolitano, el Barça vivió momentos de auténtico agobio. El jugador más peligroso fue uno de los que menos se esperaba en esa labor: Mario Hermoso. El central se topó con el poste primero y luego con un milagro de Ter Stegen. Aun así no fue el ex del Espanyol quien más lo intentó. Morata realizó seis remates, aunque sólo uno de ellos fue a puerta. Y obligó al meta alemán a hacer otro paradón. A João Félix, Correa y Felipe se les escaparon dos remates a cada uno; y a Koke, Saúl, Trippier y Herrera, uno. Es decir, salvo Thomas y Oblak, lo probaron todos los titulares.

Por ahí se vio la poca puntería del Atlético, pues de los 17 remates, sólo dos encontraron al portero y otro se fue al palo. En Turín ocurrió algo similar: de los 15 intentos, sólo dos de Saúl se toparon al guardameta. Pero el equipo del Cholo acabó asediando a la Juve, aunque en este caso fue más concentrado en la última media hora. 

Pero las sensaciones son las mismas. Los 15 del martes y los 17 del domingo, 0 goles en 32 remates. Contra el Granada, la anterior jornada liguera, fueron otros 17, aunque en esa ocasión sí marcó un gol, obra de Lodi, también protagonista inesperado. El Atleti ha pasado de no fabricar ocasiones a producirlas en masa, de todos los colores, clarísimas y muy leves... pero con un éxito similar.