ATLÉTICO - BARCELONA

Le dejan solo y él no para de hacer milagros: lo de Ter Stegen fue único

El portero alemán detuvo un balón imposible en un remate franco de Mario Hermoso que el Wanda cantó como gol. Una parada milagrosa.