Euroliga
Alba Berlin ALB

-

Olympiacos OLY

-

Zalgiris ZAL

-

Estrella Roja RED

-

REAL MADRID

Rodrygo aprieta a Zidane

Las actuaciones del brasileño por la derecha le hacen reunir méritos en la cruda competencia para jugar en una posición donde hay 'overbooking'.

Si hay una posición donde Zidane tiene overbooking, es en el flanco derecho del ataque. Por ahí pueden actuar varios efectivos de la plantilla del Real Madrid: Bale, Lucas Vázquez, Brahim, el lesionado Asensio... Pero por delante de todos ellos se ha colocado en la fila Rodrygo. El brasileño está convenciendo a Zidane y ha sido titular en los dos últimos encuentros, contra el Galatasaray y el Leganés.

El entonces rehabilitado Bale fue la primera opción de Zidane al empezar la competición. En verano había probado múltiples variantes: el posteriormente lesionado Asensio, el recurso ordinario de Lucas Vázquez, Vinicius, el propio Rodrygo, Kubo... Pero una vez que la salida del galés acabó frustrada, el técnico depositó su confianza en el 11. En total ha sumado 468 minutos en esa posición hasta que ha regresado lesionado del último parón de selecciones.

Con Asensio lesionado de larga duración, la segunda opción de Zidane para atacar por la derecha ha sido Lucas Vázquez. El gallego ha acumulado 248 minutos oficiales en el ala diestra. Tras él ya emerge la participación de Rodrygo, que en los últimos tres encuentros (Mallorca, Galatasaray y Leganés) se ha hecho dueño de esa parcela del campo con 192 minutos disputados. En su debut contra Osasuna, Zidane lo colocó por la izquierda.

También han actuado por la banda derecha en posiciones de ataque James (86' en variantes del 4-3-3 característico del Madrid de Zidane), Vinicius (67') y Hazard, que completó los 7 minutos finales contra el Villarreal cambiado de banda.

Minutos jugados en el flanco derecho del ataque del Real Madrid

Bale 468
Lucas V. 248
Rodrygo 192
James 86
Vinicius 67
Hazard 7

Polivalencia frente a la competencia

Rodrygo cuenta con una baza si se recrudeciese la competencia en la derecha: su polivalencia. El jugador reconoció tras el partido ante el Leganés que él no tiene preferencia por una posición, lo que quiere es "jugar y disfrutar". Para el primer equipo, a Zidane le viene como anillo al dedo a la derecha, pero en el Castilla Raúl lo ha situado por la izquierda y, cuando el francés le dio la alternativa en pretemporada contra el Bayern, lo colocó de interior derecho.