Competición
  • Clasificación Eurocopa

INGLATERRA

Wenger admite que le gustaría volver al Arsenal y desvela que rechazó una oferta del Fulham

A los 69 años, el entrenador francés reconoció a beIN Sports que le gustaría volver al club inglés, pero en otra faceta distinta.

Wenger admite que le gustaría volver al Arsenal y desvela que rechazó una oferta del Fulham
FRANCK FIFE AFP

Arsène Wenger pasó 22 años de su vida entrenando al Arsenal y eso marca. El entrenador francés tomó las riendas de los gunners en 1996 y dejó el cargo en 2018, tras haber conquistado tres títulos de la Premier, siete Copas FA y otras siete Community Shield. Con 69 años y muchos éxitos conquistados con el club inglés, el entrenador francés echa de menos la salsa del fútbol. No es el único, Jose Mourinho también ha confesado que está loco por volver a entrenar, después de que en diciembre de 2018 fuera despedido por el Manchester United.

Wenger ha admitido en varias entrevistas que se siente “desesperado” por regresar. Se resiste a jubilarse y en una entrevista con beINSports, reconoció seguir manteniendo contactos con el Arsenal y que le gustaría volver, aunque ya no como entrenador, puesto que ahora ocupa Unai Emery: “He estado en contacto con muchas personas en el club, aunque he tratado de mantener mi distancia. Creo que todavía es un poco temprano, pero me gustaría volver al club, no como entrenador, sino quizás como un activo para el departamento de fútbol”.

También desveló que había tenido una propuesta del Fulham para entrenar de nuevo, pero que le dio cierto vértigo y la rechazó: “Me sentí tentado, pero tenía miedo de lanzarme de lleno al proyecto. En este momento me siento como alguien que se ha despertado de un coma de 35 años y finalmente ve algo diferente a mi club, el juego y mi trabajo. Así que pensé que necesitaba más tiempo para analizar las cosas desde la distancia”.

Arsène Wenger ha estado entrenado sin parar desde 1985. Pasó por el Nancy y Mónaco, en Francia, y por el Nagoya Grampus de Japón antes de fichar por el Arsenal. Ahora, casi 35 años después, siente que le falta algo.