Competición
  • Champions League
  • LaLiga SmartBank

REAL MADRID

La nueva cara de Courtois

El portero belga se ha reivindicado en el primer partido liguero con intervenciones decisivas. La alternancia del pasado ha pasado a mejor vida.

Muchas son las luces arrojadas por la victoria blanca ante el Celta, pero los 199 centímetros de una de ellas es de las que más sobresale. Courtois se ha reivindicado como el gran portero que es, en cuanto se han terminado las 'pachangas' veraniegas. El espigado guardameta apagó el fuego celtiña cuando más quemaba. En el 48' aprovechó su envergadura para anochecer un remate de Aspas, que se encontró con la figura del meta belga sin apenas tiempo a dirigirlo. Sin embargo, su momento llegaría instantes después; en un alarde de reflejos, evitó que un remate de Araujo a bocajarro se convirtiese en gol cuando todo Balaídos pensaba que había llegado el empate.

Esa intervención llegó poco después de que Modric fuese expulsado, por lo que cambió el sino del partido. A partir de ese momento se concentró en aportar seguridad, autoridad y solucionar con solvencia las llegadas de los de Escribá. Mientras tanto, sus compañeros disfrutaban con 10 lo que no habían podido disfrutar en mucho tiempo. En definitiva, recordó al mejor portero del último Mundial que llegó a la capital poco más de un año atrás.

La temporada pasada estuvo marcada por unas actuaciones sombrías y un runrun constante cada vez que Keylor Navas entraba en escena. El año comenzó con alternancia entre ambos, y eso no ayudó a ver la mejor versión del excancerbero del Chelsea. A su vez que la irregular temporada arrastró a la mayoría del equipo al ostracismo. 

Año nuevo, portero nuevo

Todo parece haber cambiado esta campaña. No por la actuación ante el Celta, sino por la sensación de no haber debate en la portería, ya lo dijo el propio Thibaut: "Creo que está claro quién es el número uno". Unas declaraciones que dieron la vuelta al mundo madridista y que se ha encargado de matizar tras su gran actuación de este sábado: "Se ha malinterpretado. Lo que quise decir es que el míster lo iba a tener claro. Él es quién elige el titular", corregía en zona mixta al término del encuentro.

El técnico galo también hizo declaraciones en la misma dirección, confirmando que este año habría un portero titular y todo el mundo lo sabría, de puertas para dentro. La pequeña lesión sufrida durante la pretemporada avivó el debate una vez más, con la afición confirmando su predilección por Keylor en cuanto regaló uno de sus milagrosos encuentros. Una vez recuperado del percance, Zizou siguió confiando en el 13 como el número 1 para la portería de su Madrid. Y este parece haber sido el acicate que ha despertado al de Bree de su pequeño letargo.

Una versión mucho más próxima a la que nos tenía acostumbrados a ver se deslizó en el amistoso contra el Roma, y el despertar parece que se ha completado en Galicia. La confianza de Zidane la tiene. La alternancia ha pasado a mejor vida. Un gran equipo comienza con un gran guardameta y Thibaut Courtois ha comenzado a demostrar que él es el portero que necesita este Madrid para comenzar a despegar.