Competición
  • Clasificación Eurocopa

ATLÉTICO DE MADRID

Filipe puede anunciar también su despedida del Atleti en breve

Filipe, ayer, junto a Diego Costa y a Correa.

DANI SANCHEZ

DIARIO AS

El Atletico quiere incorporar a dos laterales izquierdos y planifica sin Filipe. Se entiende que su ciclo en el club rojiblanco ha llegado al final.

Godín apura sus últimos días como rojiblanco y todo apunta a que son también los de Filipe Luis (33 años). El lateral brasileño, como el central uruguayo, acaba contrato al final de la temporada y, como As viene contando, la dirección deportiva hace tiempo que busca dos laterales izquierdos de cara a la próxima temporada. Esa idea, a día de hoy, no ha cambiado. Es más, la razón que se esgrime sobre el adiós de Filipe es diferente a la de Godín, con el que ha habido conversaciones para ampliar. Con Filipe se entiende que, a sus 33 años, su segunda etapa colchonera toca a su fin por razones deportivas. Su despedida, salvo un giro totalmente inesperado de los acontecimientos, podría anunciarse también en breve.

Filipe ha sido protagonista en uno de los ciclos más brillantes de la historia del Atleti. Como rojiblanco ha llegado a colocarse como uno de los mejores laterales izquierdos del mundo. Sus números, su valor y su compromiso están ahí. Es otro de los que se ha dejado el físico por el equipo. El verano pasado pidió salir sobre el cierre del mercado porque le llegó una suculenta oferta del PSG, pero el Atlético no podía dejarle marchar en el último momento.

Juanfran.

Otro con el futuro más que en el aire es Juanfran. El lateral está acabando bien la temporada, pero también conoce que el club sondea un refuerzo en su puesto. Si se ve con fuerzas podría seguir, pero hay serias dudas de que sea así. Si, como parece, el trío de veteranos rojiblancos, la vieja guardia del Cholo, termina por confirmar su marcha, no quedará ya en la plantilla colchonera ninguno de los integrantes del primer once titular de Simeone. Aquel con el que el técnico argentino debutara en el banquillo rojiblanco en La Rosaleda