Reus REU
1
Ricardo Vaz 11',
Extremadura UD EXT
4
Enric Gallego 44' Enric Gallego 11' Enric Gallego 19' Enric Gallego 38'
Finalizado

REUS 1-EXTREMADURA 4

Enric Gallego destroza al Reus con un póker antológico

El delantero del Extremadura remontó el sólo el encuentro con 4 tantos. Es el Pichichi de Segunda con 13 goles. Vaz adelantó al Reus con un golazo soberbio.

0

La situación del Reus, a día que pasa, empeora. El equipo cayó ayer merecidamente ante un Extremadura superior, con un Enric Gallego que reunió todas las cualidades que le faltan a los delanteros del Reus y que dinamitó el partido con cuatro goles. Una victoria de oro para los visitantes, que reaccionan con Rodri.

No es muy común que dos equipos con el agua al cuello apuesten por tener el balón y llevar la iniciativa, pero eso hicieron ayer Reus y Extremadura. Se podía intuir en los primeros (locales, con más margen y acostumbrados a tener protagonismo) pero no tanto de los segundos. El Extremadura salió bien plantado y merodeó la portería de Badia. De hecho la perforó, pero el árbitro anuló el tanto por falta de Enric Gallego sobre el meta del Reus. La jugada, entre el delantero catalán y Chuli, fue deliciosa. Pero los buenos momentos visitantes se cortaron de raíz con el gol de Vaz. Apostó Bartolo por cambiar el sistema y dar entrada el portugués, y le salió redondo: tras un robo de Linares envió el balón al fondo de la red con un disparo desde fuera del área.

El gol no amilanó al Extremadura, que fue ganando minutos y confianza hasta golpear donde más duele, al borde del descanso. Enric Gallego, que pudo hacer falta en el salto, remató un excelente centro lateral. Badia, minutos antes, ya le había sacado una mano prodigiosa a Chuli.

Si el Extremadura ya acabó el primer tiempo siendo superior, esa sensación se agrandó en los segundos 45 minutos. No solo por los tres goles de Enric Gallego, que también, sino porque interpretó mucho mejor el partido. Marcó el segundo de la tarde otra vez tras un centro lateral, mientras que el tercero se lo fabricó el solo tras presionar y robar a Ledes. El cuarto, y último, volvió a ser tras una jugada personal que finalizó con un disparo cruzado. Su tarde ideal.