INGLATERRA

Una apuesta de más de 10.000 €, presunto motivo de la investigación contra Sturridge

Daniel Sturridge.

PAUL CHILDS

Action images via Reuters

Un apostante anónimo se jugó una cantidad de cinco cifras a que el jugador era cedido al Inter de Milán en el último mercado de invierno.

Un obrero del centro de Inglaterra apostó el pasado mes de enero más de 10.000 euros a que Sturridge se marchaba cedido al Inter de Milán en el mercado de invierno. Ese, según publica hoy The Daily Telegraph, sería el motivo por el que la federación inglesa (FA) está investigando al jugador del Liverpool por conducta inapropiada en materia de apuestas. La FA informó el lunes del expediente abierto al delantero, que tiene hasta el martes 20 de noviembre para presentar alegaciones.

Por el montante de la apuesta fallida —la cesión de Sturridge, que también sonó para el Sevilla, finalmente fue al West Brom— se cree que Sturridge no está involucrado, pero se sospecha que el apostante pudo disponer de información privilegiada sobre los posibles movimientos del jugador durante ese mercado de fichajes.

Varios son los indicios que han hecho saltar las alarmas. En primer lugar, el apostante, de un entorno social modesto, se jugó una cantidad de cinco cifras (en libras). En segundo lugar, las informaciones sobre el futuro del jugador surgidas con posterioridad a la apuesta. Una semana después, el diario italiano Corriere dello Sport informaba de un acuerdo entre Sturridge y el Inter. Se sospecha que el apostante pudo manejar información privilegiada sobre las negociaciones. De hecho, uno de los cargos de los que la FA acusa a Sturridge, es de "pasar información que puede ser utilizada con propósito de apostar". La federación ha rechazado confirmar al Telegraph si la apuesta sospechosa está relacionada con la investigación a Sturridge.

Además de las habituales apuestas deportivas sobre los resultados o estadísticas de los partidos, en Inglaterra, que cuenta con una amplia tradición apostante, son muy comunes las apuestas sobre el club que el que jugará cierto futbolista tras una ventana de fichajes o al que entrenará determinado técnico en un momento dado. Por ejemplo, actualmente se puede apostar sobre el equipo de Marcelo tras el próximo mercado de invierno o cual será el próximo banquillo que ocupen Arsene Wenger o José Mourinho.