ESPANYOL

Iván Alonso: “Jarque estará en nuestro corazón de por vida”

@RCDEspanyol

El uruguayo visitó Cornellà-El Prat y la web del Espanyol le hizo una entrevista en la que rememora sus momentos de perico y la salvación de 2009.

Llegó en un momento crucial, con un Espanyol al que lo daban por descendido. Era enero de 2009 y Mauricio Pochettino asumió un barco que iba a pique tras los pasos dados con Tintín Márquez y José Manuel Esnal, Mané. Pero Iván Alonso y su espíritu fueron parte importante de una de las salvaciones más espectaculares que se recuerdan. Cuando se subestima a jugadores importantes y a una entidad histórica... Hubo una comunión entre todos, dimos nuestra mejor versión. Pudimos inaugurar el estadio en la división que le pertenece al club, comentó para la revista digital del Espanyol.

Alejado ahora del césped pero no del fútbol (Soy director de un proyecto social, educativo y cultural que involucra al mundo de fútbol y del cine que relata cómo hicieron de su pasión su modelo de vida), recuerda momentos trágicos también, como la muerte de Dani Jarque, que le tocó vivir en primer persona en Florencia (Italia). Lo de Dani pegó fuerte, caló profundo. Era un excelente ser humano. Es increíble que le tocara a él. Son experiencias que no se quieren repetir. Permanecerá en nuestro corazón de por vida. Se me vienen los recuerdos al pasar por la puerta 21.

Ahora, en cambio, reconoce que el Espanyol es una de las entidades que más le marcó. Alonso no solo marcó uno de los tres goles del Espanyol en el partido de la salvación en Almería (Lo recuerdo y es emocionante. En Almería nos quitamos la mochila de la responsabilidad. Pero el día de la fiesta no jugué porque me sacaron la quinta amarilla), sino que también anotó uno de los tantos en la primera victoria en Cornellà-El Prat ante el Málaga, el día en que nació Martina, la hija del desaparecido y eterno Jarque. Tengo el mejor de los recuerdos. Cerré la etapa como quise en una institución de las más grandes.

Alonso, que llegó a portar el brazalete, recuerda ahora momentos vividos con el capitán Javi López, un chiquillo en aquella época. Javi López era un chico que empezaba desde abajo, lo iba a buscar para ir a los entrenamientos y lo devolvía a casa. Compartíamos muchas de nuestras pasiones. Nuestra manera de vivir el fútbol es similar. El rumbo del Espanyol debe ser viable, aunque vivieron momentos complicados de lucha por la permanencia. Pero cuando se necesita el apoyo de todos, reman y es fácil salir.