Rayo Vallecano
0
FIN
2
Leganés

RAYO 0-LEGANÉS 2

La puntería del Leganés supera al Rayo en el Trofeo Vallecas

La puntería del Leganés supera al Rayo en el Trofeo Vallecas

Rayo Vallecano

Rico y Gabriel marcaron los goles de unos pepineros, que estuvieron muy acertados de cara a la portería rival y muy sólidos en defensa.

El Estadio de Vallecas se vestía de gala por primera vez esta temporada. El campo madrileño se prepara para acoger su trofeo de pretemporada, el Trofeo Vallecas. El Rayo Vallecano se tenía como rival al Leganés. Pese a ser el primer partido del Rayo en casa tras el final de la Liga y del precio de las entradas (entre 3 y 10 euros), Vallecas no presentaba una buena entrada, apenas 4.000 aficionados ocupaban las gradas.

El partido comenzó con un Leganés muy bien plantado que se adelantó en el minuto uno. Diego Rico se sacaba un zapatazo dentro del área para superar  a Alberto. Pese al tanto encajado, el Rayo dio un paso adelante y se hizo dueño de la pelota para buscar el tanto que les diese el empate. Aguirre y Lass tuvieron un par de ocasiones para marcar el 1-1, es más, el propio Lass anotó un gol que no subió al marcador, el extremo se encontraba en posición de fuera de juego a la hora de rematar. El Leganés llegó al descanso con la ventaja que había cosechado en los primeros compases.

En la segunda mitad el Rayo Vallecano fue aún más incisivo y buscó en repetidas ocasiones el gol del empate, pero el acierto de la defensa pepinera y el desacierto de la delantera franjirroja provocó que el gol no llegase a subir al marcador. En el ecuador de la segunda mitad los equipos realizaron hasta 14 cambios para dar entrada a muchos canteranos que querían demostrar su valía con el primer equipo. Cuando más atacaba el Rayo, el Leganés estuvo a punto de ampliar su ventaja. El canterano Junior cazó un balón en el área vallecana pero su disparo se fue contra el poste. Aunque el gol no llegase, el Rayo lo siguió intentando sin éxito. El Leganés se aprovechó de la falta de puntería de los locales para marcar el segundo. Gabriel era derribado en el área y el árbitro señalaba un penalti que el propio jugador se encargaría de cobrar.

El Rayo luchó hasta el pitido final para, al menos, intentar recortar las distancias en el marcador. La lucha de los locales no fue suficiente y el Leganés se llevó el Trofeo de Vallecas gracias a la solidez defensiva y al acierto en el área rival.

 

0 Comentarios

Normas Mostrar