Competición
  • Bundesliga
  • Liga Portuguesa
Bundesliga
Liga Portuguesa
Estás leyendo

Morata: otra víctima de Benzema

REAL MADRID

Morata: otra víctima de Benzema

El delantero francés sigue sobreviviendo a delanteros en el club blanco. Desde su llegada en 2009, ya han desfilado Raúl, Higuaín o Chicharito.

Con las temporadas van pasando delanteros por el Real Madrid y Benzema, más o menos cuestionado, según la temporada, sigue inamovible. Morata ha sido el último en hacer las maletas ante la imposibilidad de tener más minutos. Pero otros ya pasaron por una situación similar.

En su primer curso, en su reñido pulso por la titularidad con Raúl, Pellegrini acabó decantándose por el que había sido uno de los flamantes fichajes de Florentino, lo que provocó que el capitán acabara decidiéndose por una salida del club blanco (Van Nistelrooy, el otro 'nueve' del equipo, se marchó en el mercado invernal). En aquel Madrid estaba Higuaín, fichaje de Ramón Calderón y Pedja Mijatovic en la 2006-2007, que fue clave en la Liga del Clavo Ardiendo y en la de 2007-08, cuando marcó un gol en El Sadar que dio el título lliguero. El argentino y el francés comenzaron su 'duelo directo por el puesto' en la 2010-2011 y el Pipita le comió el terreno a Karim hasta que una grave lesión dio cancha al galo, que sólo tuvo que competir con la llegada a modo de parche de un Adebayor con el que el club no contó a partir de junio.

Las siguientes temporadas estuvieron marcadas por una feroz competencia entre el francés e Higuaín. Mourinho fue alternándolos hasta que la situación llegó a un punto en el que parecía que tendría que salir uno de los dos. Entonces, empezó a extenderse por el club el argumento de que Karim rendía mejor sin repartirse los minutos y los grandes partidos, lo que, unido a la predilección del presidente por Benzema, puso al 'Pipa' rumbo a Nápoles.

Sin competencia real hasta el regreso de Morata

Limpiado el camino, Benzema fue indiscutible con Ancelotti. La llegada de Bale, que se unió al francés y a Cristiano formando la bautizada bbC, que aglutinaba a tres de los fichajes más galácticos de Florentino, le valió para ser un fijo. En la 2013-14, año de la Décima, se convirtió en el cuarto jugador con más minutos, sin apenas opciones para un meritorio Morata, el único delantero puro, al margen de él, en la plantilla.

Con tal panorama, Morata decidió probar suerte en Italia y el Madrid trajo como recambio a Chicharito, incorporación de perfil menor para no alimentar debates sobre Benzema. Aun así, el mexicano se ganó a la afición, sobre todo tras hacer el gol que eliminó al Atleti en los cuartos de la Champions en 2015, algo que hizo que buena parte del madridismo le quisiera de titular, pero que no fue suficiente para que el club merengue ejerciera la opción de compra que había sobre él.

El año de la Undécima, el Madrid sólo contó con Mayoral, que jugaba en el Castilla, como sustituto puro Benzema. Y, el de la Duodécima, después de tres años sin tener una alternativa real para entrar en el once inicial, volvió un Morata más maduro y hecho. Tanto, que le mejoró con mucho los números. Sin embargo, la predilección de Zidane y Florentino por el francés ha hecho que el canterano, viendo su papel secundario pese a su acierto y al desacierto de Karim, haya decidido marcharse a un equipo en el que luche en igualdad de condiciones por el primer plano. Para la 17-18 la cosa no parece cambiar: el Madrid no fichará pese a la salida de Morata y Mayoral, con galones de suplente, será el recambio de Benzema.

0 Comentarios

Normas Mostrar